Arturo Solano López arribó anoche a esta entidad, procedente del Estado de Oaxaca, luego de su detención la tarde del sábado en aquella entidad donde se dio cumplimiento a una orden de aprehensión en su contra.
La Fiscalía General del Estado dio cuenta de ello este domingo antes de la medianoche y refirió su ingreso a las instalaciones de la Policía Ministerial, para efecto de hacer una valoración inicial oficial.
Quien fuera titular del Órgano Superior de Fiscalización del Estado durante la anterior administración, fue posteriormente trasladado a las instalaciones del Centro de Readaptación Social, al poniente de esta ciudad.
Tras su captura por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del estado sureño, en un trabajo de coordinación entre las fiscalías anticorrupción de Aguascalientes y de Oaxaca, cumplimentando una orden de aprehensión, Solano López habría sido preparado para ser traslado a esta capital a fin de ponerlo a disposición de las autoridades competentes.
Al cierre de esta edición, la vocería de la Fiscalía General del Estado ofreció elementos básicos del caso Solano, aludiendo su arribo a esta ciudad al filo de las 23 horas para cumplir protocolos en la Ministerial, ingresar al Cereso y ser puesto a disposición del juez de la causa.
Arturo Solano está acusado de peculado y ejercicio indebido del servicio público durante su desempeño al frente del OSF de Aguascalientes; fue investigado y requerido por la autoridad jurisdiccional que, ante su negativa a comparecer, giró orden de aprehensión en su contra.
Este sábado fue detectado, interceptado y detenido por policías estatales oaxaqueños en la costa de esa entidad, en un trabajo de colaboración con el ministerio público local.
Tras un recorrido de aproximadamente 950 kilómetros entre Oaxaca y Aguascalientes, Solano arribó anoche y cumplirá a partir de las próximas horas, los procedimientos que marque la autoridad jurisdiccional para efecto de rendir cuentas sobre presuntas irregularidades cuando fue funcionario público.