Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Hospital Central Militar (HCM) reporta una saturación en servicios de consulta externa, quirófano, gabinete y hospitalización, y arrastra carencias como falta de espacio, un deficiente drenaje, mala iluminación, deterioro en el cableado eléctrico y pisos desgastados en el área de cirugía.
La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) reportó que el nosocomio tiene una capacidad de ofertar 188 mil 19 servicios y que la demanda es de 196 mil 512, para un déficit de 4.5 por ciento.
El principal rezago se presenta en especialidades como Cardiología, con 13 mil 749 pacientes en espera de atención; Reumatología, con 8 mil 164; Cirugía, con 3 mil 641; Clínica de Heridas, con 3 mil 482, y Neurología, con 3 mil 395, de acuerdo con un análisis costo-eficiencia para la ampliación del nosocomio militar.
La saturación es derivada del múltiple arribo de pacientes que no pudieron ser atendidos en escalones sanitarios del primero y segundo niveles de atención médica en los hospitales regionales y pelotones de sanidad, advirtió el HCM en un diagnóstico presentado a la Secretaría de Hacienda.
«No es posible brindar atención médica oportuna a esta demanda de pacientes, ni aún optimizando los recursos humanos y materiales de los que se dispone; en consecuencia, se buscan alternativas para tratar de cubrir las necesidades», aseveró.
«Optando por el servicio médico subrogado, comprobando que se genera un gasto anual estimado de 206.3 millones de pesos cubriendo las necesidades de 34 mil 666 pacientes».
El reporte indicó que en el área de quirófanos son atendidos de forma permanente los militares y derechohabientes que requieran cirugías electivas o de urgencia.
«La problemática surge a raíz de que no es posible trasladarlos a otro escalón sanitario, provocando una dilación en el programa de atención, dando prioridad a las urgencias que ponen en riesgo la vida del paciente», añadió el HCM.
Reprochó que los 36 consultorios consulta externa y los 18 quirófanos centrales están aglutinados en un espacio reducido.
«En los últimos 5 años se han presentado problemas con la red de drenaje, provocando continuamente se obstruya e induciendo el retroceso de aguas negras, filtraciones e inundaciones durante la época de lluvias», indicó.
«Cabe mencionar que los espacios entre los pasillos son reducidos y no permiten que se maniobre la camilla con el paciente al conducirlos a las salas quirúrgicas respectivas».
El documento detalló que existen problemas en la iluminación, pues constantemente se funden las lámparas de techo.
«También presenta deterioro el cableado eléctrico, los pisos de vinil que son especiales para los quirófanos ya empiezan a despegarse, observándose esto en los pisos de los pasillos que conducen hacia las salas quirúrgicas exponiendo al paciente, ya que esta situación puede contribuir a una infección posoperatoria inmediata o no inmediata», advirtió.
En este escenario la Defensa requiere de un total de 3 mil 300 millones de pesos para la adecuación en el HCM.

¡Participa con tu opinión!