Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Aldo Iván Robledo Páez, quien fue señalado por agredir a un migrante de la caravana que camina por Chiapas, es un mando medio en la oficina estatal del Instituto Nacional de Migración (INM), cuya titular es su familiar Carmen Yadira de los Santos Robledo, y en su expediente tiene acusaciones de desvíos.
Medios locales señalaron que existen denuncias sobre presunto nepotismo por parte de De los Santos Robledo, quien no sólo habría designado a Robledo Páez sino también a Amable de los Santos en la subdelegación de Tuxtla Gutiérrez.
Robledo Páez fue nombrado en el INM el 1 de mayo de 2019 y, de acuerdo con su declaración de situación patrimonial, antes trabajó en el Instituto de Seguridad Social de los Trabajadores del Estado de Chiapas (ISSTECH).
El funcionario fue señalado en 2018 por un presunto desvío de recursos por 51 mil 247 pesos cuando fue administrador del hospital “Belisario Domínguez Palencia”, dependiente del ISSTECH, tras reportar como pagadas dos facturas por esa cantidad; sin embargo, los pagos no fueron reconocidos por los proveedores,
En su perfil de Facebook, Robledo Páez -quien tiene estudios en Ingeniería Industrial en la Universidad Interamerica- tiene una publicación fechada el 4 de julio de 2019, que incluye una imagen con la leyenda “Cada día que pasa veo a López Obrador más maduro” con el comentario “y no es cuento”.
El INM reportó ayer que suspendió a dos agentes federales adscritos en Chiapas por actuar indebidamente durante el operativo del sábado en la carretera Tapachula-Arriaga.
Los funcionarios en cuestión fueron captados golpeando a un migrante cuando se pretendía detener el paso de un grupo de extranjeros que salieron de Tapachula rumbo al norte del País.