Un aparatoso percance, provocado presuntamente por otro ebrio automovilista, fue el que se registró ayer por la madrugada a la altura del Barrio de San Marcos, luego de que un vehículo fue a estrellarse contra un teléfono público, una columna de concreto y contra un establecimiento. No se reportaron personas lesionadas, aunque los daños materiales fueron cuantiosos.
Fue a las 01:10 horas cuando se reportó al C-4 Municipal que sobre avenida Convención de 1914 y esquina con la calle Aquiles Elorduy, en el Barrio de San Marcos, se había registrado un accidente vial y se requería la presencia de los servicios de emergencia.
Elementos de la Policía Municipal de Aguascalientes y de la Policía Vial se trasladaron al lugar de los hechos, donde encontraron un vehículo marca Audi, en color blanco, mismo que presentaba daños por choque. Sin embargo, su conductor no fue localizado, ya que tras los hechos se dio a la fuga.
Los elementos de Vialidad Municipal establecieron que la unidad de motor circulaba por avenida Convención de 1914 y al llegar a la esquina con la calle Aquiles Elorduy el conductor perdió el control del volante y se proyectó hacia su lado derecho, para después chocar contra una columna de concreto y un teléfono público, terminando su alocada carrera estrellándose contra un establecimiento comercial.