Reitera la Federación de Trabajadores de Aguascalientes su petición a las empresas de Aguascalientes de que no haya despidos masivos, ante la posibilidad de un reajuste de personal, por lo que piden que mejor se den paros técnicos parciales para no afectar a los trabajadores, destacó su dirigente, Alfredo González González.

Luego de que este lunes regresó un 70% de los trabajadores a laborar a las distintas empresas afiliadas a la FTA ante la “Nueva Normalidad”, González González destacó que la CTM mantiene la negociación principal para que haya un poco de más tolerancia y esperar a ver cómo se desarrolla la economía en unas dos o tres semanas más y que en un momento dado se normalicen los compromisos de las empresas, a fin de no entrar en el esquema de ajuste de personal que es lo que tiene preocupada a dicha central obrera.

Por lo anterior, dijo que lo que han estado conviniendo es que en vez de que haya un recorte de personal, mejor se hagan paros técnicos parciales de 1 o 2 días a la semana. “Para nosotros lo más preocupante es la situación crítica del empleo, pues ha habido un millón de desempleados a nivel nacional y aquí andan en alrededor de 14 mil o 15 mil los empleos perdidos”.

Señaló que con el inicio de la “nueva normalidad”, la CTM está al pendiente de cualquier situación que surja y en espera de que todo vaya caminando de acuerdo a lo previsto por las autoridades, de que se garantice primeramente la salud de los trabajadores y enseguida que la situación económica mejore a fin de que se vuelva a los ritmos de producción que se tenían hace 3 meses.

Por lo que respecta al sector automotriz de Aguascalientes, comentó que este lunes ya entró en función la planta A1, mientras que la A2 ya está exportando lo que produjo la semana pasada tras el reinicio de sus actividades, además de estar pendientes de lo que se pudiera dar en función de la alianza Nissan-Renault-Mitsubishi tras el cierre de su planta en Barcelona, España, ante la difícil situación en el mercado europeo, lo cual esperan que no impacte al estado. “La ventaja aquí es que tenemos buenos clientes para los automóviles que aquí se producen, que es Estados Unidos, lo que nos hace ser optimistas para que no haya un ajuste y a la calidad de mano de obra de Aguascalientes”.