El “no” a la CTM en la planta de General Motors de Silao abre la puerta para poner piso parejo en Nissan y en la industria automotriz en Aguascalientes, así lo consideró el dirigente de la Confederación Regional Obrera Mexicana, Jesús Enrique Ramírez Pérez.
El líder cromista señaló que luego de que los trabajadores de la planta automotriz de GM en Silao dieron el “no” durante el proceso de legitimación de su contrato colectivo de trabajo, ello fue debido a la nueva “Reforma Laboral”.
Estimó que ante el surgimiento de otras expresiones sindicales dentro de las empresas, el monopolio del que ha sido beneficiado y que por décadas ha ejercido la CTM en la representación sindical “sin duda llegó a su fin”, porque ahora no sólo el arbitrio laboral y sindical compete al Gobierno de México, sino que, en sectores muy específicos como el automotriz, instancias internacionales estarán interviniendo para democratizar la vida sindical de México” derivado del T-MEC.
“Lo que sucedió la semana pasada en General Motors de Silao en donde el 54% de los 5 mil 876 trabajadores de aquella planta votaron por la NO legitimidad del contrato con CTM, podría replicarse en las plantas de ensamblaje automotriz de Nissan y otras”.
Por lo anterior, dijo que hay las condiciones para que en Aguascalientes se dé reversa al contrato colectivo que por décadas ha ostentado aquella central obrera y donde muchos trabajadores no se sienten representados. “Por primera vez se abre la puerta para que sean los propios trabajadores, quienes de forma libre y secreta, expresen si en verdad están de acuerdo con su contrato o de plano no, cosa que históricamente ha sido reprimida y donde han sido sujetos a represalias al buscar esta libertad”.
Afirmó que un eventual NO, dejaría a la CTM y a otras centrales obreras sin la titularidad de sus Contratos Colectivo de Trabajo, y posteriormente las empresas y sindicatos entran en un proceso de definición de los nuevos términos que deberá contener un nuevo contrato y se abrirá hasta el oportunismo para foráneos mediante engaños o promesas falsas. “Desde la CROM estaremos atentos y con las puertas abiertas a para asesorar a los compañeros ya que se cuenta con un Sindicato de la Industria Automotriz derivado de fuertes luchas y suma de voluntades”.