MONTERREY, N. L.- Lorena Herrera lanzó un contundente mensaje en contra de los contenidos que generan violencia y hacen apología al narcotráfico, asegurando que las emisiones familiares como ¿Quién es la Máscara? pueden divertir y generar rating.
La siempre sexy se convirtió en la Sirena de la emisión de Las Estrellas, y que el domingo junto al actor Emmanuel Palomares se quitaron la máscara.
«Ya basta de esos programas de narcotraficantes, de sexo y de cama», declaró.
La rubia se ocultaba tras el personaje de Sirena, y fue de las pocas celebridades que se van del programa sin que ninguno de los investigadores logre adivinar su identidad.
«Gané en tener la experiencia de hacer algo diferente. Difícilmente como actriz o como persona pública o como persona común y corriente alguien va a tener la oportunidad de estar con un disfraz así en uno de los programas más exitosos de la televisión, que es el primer programa de la tele mexicana nominado al Emmy», dijo.
«También es una gran oportunidad de llegarle a un público familiar, de retomar este tipo de programas para que vean las televisoras que las emisiones que entretienen y divierten generan rating y reúnen a la familia», agregó.
«Fue una experiencia muy padre, la verdad, he disfrutado mucho, me divertí pese a las incomodidades de traer una máscara tan grande y tan pesada», expresó. (Lorena Corpus/Agencia Reforma)