Jesús Enrique Ramírez Pérez, secretario general de la CROM y de la Federación de Agrupaciones del Estado, demandó ayer que para el 2021 se entreguen apoyos extraordinarios para trabajadores sin empleo y sus familias, y los legisladores locales se encuentran en tiempo para incluirlo en el Presupuesto de Egresos para el año venidero.
A cambio deberán eliminar los gastos innecesarios o aquellos para fortalecer los programas de asistencia social y de apoyo al desempleo, esto derivado de la pandemia por el COVID-19, lo cual se observa seguirá todavía en el siguiente año, razón por la cual se vive el tiempo preciso para tomar decisiones pertinentes.
Agregó que los diputados deberán anteponer los intereses de los ciudadanos y de esta manera reorientar los gastos de las dependencias hacia los programas que atienden a la población afectada por el desempleo.
De cara al Buen Fin 2020, llamó a los trabajadores a sólo comprar lo necesario y que distingan entre verdaderas oportunidades y ganchos publicitarios a lo largo de 12 días, es indispensable comparar precios y la Profeco deberá estar disponible para atender los abusos que sufren los consumidores de modo inmediato, tanto en el ámbito formal e informal. Asimismo, deberán cuidarse las medidas sanitarias por el COVID-19.
De acuerdo al sistema de monitoreo del índice de riesgo epidemiológico económico poblacional, dijo que es un esfuerzo del Gobierno Estatal y la población debe tomar las precauciones para no contagiar a más personas. Es necesario cuidar que no se pierdan más empleos, ya que suman 16 mil 600 empleos perdidos a lo largo de la pandemia.
Por ello, manifestó su confianza en el Gobierno Estatal que toma decisiones correctas para ver pronto los resultados de estas medidas que implican reducir la movilidad social en actividades y horarios no esenciales.
“Se espera que los gobiernos Estatal y Municipal no descarten la entrega de más apoyos a los trabajadores afectados por las medidas de reducción de movilidad”, exhortó finalmente el dirigente de la CROM.