El chofer de un tráiler resultó gravemente lesionado, al quedar prensado en el interior del tractocamión que quedó completamente destrozado, luego de que se salió del camino y terminó por volcarse aparatosamente.
El accidente que estuvo a punto de terminar en tragedia, se registró ayer por la mañana en la autopista León-Aguascalientes, a la altura del municipio de Encarnación de Díaz, Jalisco.
Debido a la gravedad de las lesiones, el chofer no pudo ser identificado y de inmediato se le trasladó a un nosocomio para recibir atención médica y tratar de salvarle la vida.
Fue a las 09:30 horas de ayer cuando se reportó a los servicios de emergencia que sobre la autopista León-Aguascalientes, a la altura del kilómetro 74+000, en territorio del municipio de Encarnación de Díaz, Jalisco, se había registrado la volcadura de un tráiler que transportaba cerveza y que el chofer había resultado lesionado.
Al lugar del percance arribaron elementos de Protección Civil y Bomberos de Jalisco, además de paramédicos y oficiales de diferentes corporaciones policiacas, quienes encontraron volcado a un costado de la cinta asfáltica un tráiler en color blanco, mismo que transportaba cerveza y la cual había quedado regada a varios metros de distancia.
De inmediato se procedió a auxiliar al chofer, el cual se encontraba en el interior de la cabina del tractocamión que se había destrozado completamente. Se confirmó que aún estaba con vida, pero estaba atrapado entre los fierros retorcidos.
Por tal motivo los bomberos jaliscienses iniciaron con las labores para poder liberarlo, para lo cual se utilizó el equipo hidráulico conocido como “Quijadas de la Vida”. Luego de varios minutos de labores, el conductor fue puesto a salvo y en condición grave fue trasladado a recibir atención médica a un nosocomio.
Se estableció que la pesada unidad provenía del estado de Zacatecas y se dirigía al municipio de Irapuato, Guanajuato, donde sería entregada la mercancía que transportaba. Aparentemente, la velocidad inmoderada y la falta de precaución al conducir fue lo que provocó el percance.