Jorge Ricardo
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador anunció ayer el reinicio de las obras en el Tramo 5 del Tren Maya, de Cancún a Tulum, Quintana Roo, y presumió la legalidad que dijo tienen los trabajos.
«Con absoluto apego a la legalidad, paciencia y el apoyo de la gente reiniciamos los trabajos del tramo Cancún-Tulum. No procedieron los amparos en lo jurídico, en lo ambiental ni en lo social», indicó en su cuenta de Twitter, luego de supervisar los trabajos.
El Tramo 5, de 110 kilómetros a través de la selva, había sido planeado originalmente paralelo a la carretera; sin embargo, tras la oposición de las cadenas de hoteles de lujo, fue metido a la zona boscosa por lo que activistas ambientales interpusieron amparos.
«Habrá Tren Maya», añadió López Obrador, quien para sortear los amparos declaró como de seguridad nacional la obra.