Un acumulado de 46.7 milímetros registró la ciudad de Aguascalientes con la fuerte lluvia de la tarde-noche del pasado martes, seguido de Jesús María con 44.8 milímetros, siendo los lugares donde más se concentraron los efectos del huracán Genevieve, así lo dio a conocer el director general de la Comisión Nacional del Agua en la entidad, Luis Gabriel Valdivia Martínez.
El funcionario federal comentó que en el resto de los municipios la lluvia fue menos intensa, ya que en la Presa La Codorniz se tuvo un registro de 21 milímetros, en la Sierra del Laurel en la presa de Los Alamitos se registraron 16.5; en la Presa Plutarco Elías Calles se tuvieron 5 milímetros; en Calvillo fue de 3.3; en tanto que en la Presa Media Luna y en El Llano apenas fue de 0.8.
Detalló que con la lluvia del pasado martes se tuvo un acumulado global de precipitación para el estado de un 67.7% respecto al promedio anual de 520 milímetros, es decir que se tienen hasta el momento 351.8 milímetros, por lo que la expectativa que hay es que se llegue a superar la media.
Indicó que para lo que resta de la semana, se disiparán los efectos de este huracán y por ende sólo se espera que haya días nublados con poca probabilidad de lluvia o bien la ocurrencia de precipitaciones ligeras, además de que se esperan temperaturas máximas de 25 grados y mínimas entre 12 y 15 grados, gracias al efecto amortiguador generado por la humedad en el aire.
Sin embargo, advirtió que para mediados de la próxima semana se esperan nuevamente los efectos de algunos fenómenos que se localizan actualmente en el sureste del Pacífico Mexicano que paulatinamente se irán desplazando hacia el norte y generarán lluvias que favorecerán a Aguascalientes. “Ahorita tenemos un fenómeno con probabilidades de formación ciclónica que está frente a las costas de Michoacán e igualmente un poco más hacia el sur en Chiapas y Oaxaca se localiza la Onda Tropical número 29 y ambos tienen desplazamientos al noroeste por la costa del Pacífico entonces probablemente nos sigan llegando lluvias”.