Víctor Antonio Monroy Colín, jefe del Departamento de Pediatría del Hospital Miguel Hidalgo, aseveró que en el año 2021, la hepatitis ocasionó el fallecimiento de 1,300 personas en el país, en sus diferentes variaciones. Y es importante que la ciudadanía conozca los síntomas para prevenir a tiempo, dijo.
Frente a la alerta epidemiológica de la hepatitis aguda grave en niños, vigente a nivel mundial, apuntó que todavía no se tiene conocimiento de la causa de este padecimiento, pero la gente debe saber que esta enfermedad tiene muchas causas y no sólo infecciosa como la hepatitis A, pero se puede desarrollar por medicamentos, alcohol, el lupus, entre otras.
Aseveró que la hepatitis siempre ha existido y las causas son múltiples, pero ahora se tiene vigilancia en determinados tipos en que no se identifica su origen y ahí se procede a identificar otras causas no comunes, incluso el 30 o 40% de los niños atendidos por año, por esta enfermedad en el país no se logra identificar su origen.
El pediatra infectólogo del Instituto de Servicios de Salud de Aguascalientes sostuvo que las hepatitis en México se presentan en cuadros clínicos tanto agudos como críticos, en la primera se atienden principalmente a los niños y en la segunda se relaciona con el tipo D y C, las cuales si no se detectan a tiempo evolucionan y el paciente en su edad adulta desarrolla cirrosis y cáncer, llevándolo a la muerte.
Indicó que tras la alerta epidemiológica de la hepatitis aguda grave en niños se observa que no se convertirá en pandemia, pero se continúa buscando la causa de trasmisión, pero es necesario que la gente se informe y sepa que este padecimiento se identifica si hay una coloración amarilla en la parte blanca del ojo, una orina oscura como color de refresco de cola, evacuaciones pálidas, beige o sin color; fatiga, náusea, vómito, dolor abdominal, cansancio y fiebre.
Ante esta síntomatología, es importante que los padres de familia no auto mediquen, ni busquen productos milagro, sino acudan al médico pediatra o al especialista para entrar de inmediato al diagnóstico y al tratamiento de la hepatitis.
Agregó que es necesario continuar con las medidas sanitarias para evitar infecciones que se transmiten por el calor o por alimentos contaminados, como el lavado de manos, desinfectar las frutas y verduras, usar el cubrebocas en interiores, porque aumentan los casos de influenza e incluso el adenovirus se trasmite por vía respiratoria.

¡Participa con tu opinión!