Juan Francisco Betancourt Galindo 
Agencia Reforma

Monterrey, México.- En plena crisis por las desapariciones y feminicidios en Nuevo León, el Gobernador Samuel García y el Fiscal General estatal Gustavo Adolfo Guerrero desataron ayer una guerra de acusaciones públicas por la falta de resultados.

El enfrentamiento, protagonizado a través de videos, estalló por el caso de Yolanda Martínez, una joven que fue encontrada sin vida el domingo, 40 días después de haber sido reportada como desaparecida.

A las 15:30 horas de ayer, García subió un video reclamando a la Fiscalía por no entregar el expediente del caso.

Acompañado por el padre y el hermano de Yolanda exigió que el órgano dé la cara e informe la verdad de lo ocurrido.

«Ya estamos hartos de excusas, de términos jurídicos, legaloides, para evitar dar la cara, para esconder las pruebas y para evitar la verdad», expresó el Gobernador.

«Nuevo León y don Gerardo (Martínez, padre de Yolanda) merecen la verdad de lo que pasó en este asunto y por eso pedimos que se nos dé respuesta».

El Mandatario dijo que desde el domingo la familia de la víctima solicitó a la Fiscalía una copia del expediente de la investigación, pero no se la han entregado.

García, quien ha destacado reiteradamente que la investigación de los delitos corresponde a la Fiscalía General y ésta es autónoma respecto a su Administración, emplazó a este órgano a que informe a la familia y al Gobierno los resultados de las investigaciones.

En el mensaje conjunto, el padre de Yolanda sólo reiteró la petición para que la Fiscalía entregue la carpeta de investigación.

Por la noche, el Fiscal respondió con su propio video. «La Fiscalía General de Nuevo León no politiza la justicia», expresó Guerrero en su mensaje difundido a las 21:15 horas.

«Es preocupante que se utilice mediáticamente a las víctimas, como lo ha hecho constantemente el Gobernador», expresó, «y peor aún, que las ponga frente al juicio del pueblo sin respetar el dolor.

«A la Fiscalía le toca investigar la causa de la muerte violenta de las mujeres», recalcó, «y a usted, señor Gobernador, como responsable de la seguridad del Estado, le toca el protegerlas y evitar su muerte».

Y aseguró haber entregado ya expedientes al Gobierno.

«Exigir copias de expedientes, por encima de la ley, evidencia desconocimiento de lo que hemos venido haciendo», reprochó.

«Esas copias las hemos entregado puntualmente a la Comisión de Victimas del Gobierno del Estado y lo puedo comprobar».

Yolanda Martínez, de 26 años, desapareció el 31 de marzo pasado, y fue vista por última vez en la Colonia Constituyentes de Querétaro, en San Nicolás, cerca de la casa de su abuela materna, con quien se encontraba ese día.

Tras una búsqueda de 40 días, el domingo fue encontrado su cuerpo en un baldío en Juárez.

Este caso se suma a otros recientes, como los de María Fernanda Contreras y Debanhi Escobar, dos jóvenes que fueron halladas sin vida después de haber sido reportadas como desaparecidas.

Estos hechos han desatado la indignación social en Nuevo León y en el País y han generado múltiples manifestaciones para exigir un alto a la violencia de género y los feminicidios.

¡Participa con tu opinión!