Ana Lucía García González, vio cristalizado su sueño de juventud, al convertirse en una hermosa quinceañera.
Para celebrar su décimo quinto aniversario de vida, fueron convocadas amistades cercanas a ella, así como familiares quienes participaron con ella de una emotiva misa en acción de gracias, que se efectuó en la Parroquia del Señor del Encino.
Entre la concurrencia, destacó la presencia de sus papás: , así como sus padrinos: Samantha de la Cruz y Diego García.
En honor a la festejada, se llevó a cabo más tarde una agradable recepción, en cuyo lugar destinado para el evento, fue felicitada por sus invitados.