Veronica Gascón Hernández
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-En la Cámara de Diputados avanza la reforma para incrementar de cinco a 20 días laborales el permiso de paternidad con goce de sueldo, pero aún no está claro quién asumirá los costos.

Lo más probable es que este costo sea asumido por el patrón, ya que no se especifica si el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) otorgará una incapacidad, como el caso de las madres.

«La iniciativa es positiva, pero tiene que valorarse justamente las implicaciones, las primeras son si es con goce de sueldo o es sin goce de sueldo y la segunda, ¿quién la paga? Por ejemplo, la licencia de paternidad de cinco días y de adopción, que ya está en la Ley desde 2012, la paga el patrón. Habría que ver este incremento de 5 a 20 días quién lo va a pagar», cuestionó Jorge Sales, abogado de la firma Littler.

Reflexionó que lo planteado en la iniciativa aprobada en la Comisión de Trabajo y Previsión Social de la Cámara de Diputados no es como el caso de la licencia de maternidad, la cual es con goce de sueldo y corre a cargo del IMSS.

Debido a que no se contempla una reforma a la ley del IMSS, es previsible que se pretende cargar al patrón el costo de estos días.

«Ojalá se fuera a un esquema híbrido, donde los patrones paguen parte de esos días y el Seguro Social otra parte», subrayó.

El experto aseguró que Estados Unidos es el único país de la OCDE sin licencia de maternidad pagada, licencia de paternidad o licencia parental a nivel nacional. Algunos estados ofrecen programas de seguro de licencia parental pagada a algunos trabajadores.

En tanto que países como Chile y Canadá tienen licencias extendidas para madres, de casi medio año, con salario pagado, pero no ofrecen permisos para padres, o lo hacen con bajas remuneraciones.

En los casos de Japón y Corea, aunque tienen los primeros lugares en licencias de paternidad, en la práctica, pocos papás las toman. Esto habla de una cultura de trabajo muy agresiva, consideró Sales.

Por su parte, Diego García, abogado laboral, manifestó que es necesaria una reforma en la materia porque ya hace 10 años que se otorgó el permiso por paternidad en México, por lo que el País está atrasado a comparación de países escandinavos que llegan a otorgar hasta seis meses.

¡Participa con tu opinión!