Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Aunque a nivel federal la Secretaría de Salud no ha puesto en marcha la fase 3 por la pandemia del coronavirus, en algunos estados de la República se empezaron a tomar medidas extremas.
El municipio de San Pedro, en Nuevo León, con al menos 12 ciudadanos confirmados con covid-19, emitió ayer una declaratoria de emergencia, que incluye el cierre de bares, cantinas y gimnasios para prevenir el contagio.
La medida, que entró en vigor alrededor de las 18:00 horas, repercutirá en alrededor 100 establecimientos y podría extenderse a otros negocios, como hoteles o restaurantes, pero se evaluará, informó el Secretario del Ayuntamiento, José Dávalos al leer la declaratoria.
“Se ordena el cierre de bares, cantinas, centros de espectáculos deportivos o recreativos, centros nocturnos, centros sociales, cervecerías, clubes sociales, discotecas, gimnasios y mercados públicos”, indicó.
También fueron cancelados los permisos para eventos sociales, como bodas, 15 años, bautizos, despedidas, torneos en espacios públicos municipales y audiencias públicas.
En el estado de Nuevo León, la suspensión de actividades alcanzó a los cines, casinos y centros sociales, a los que el Gobierno estatal y los municipios pidieron ayer dejar de operar para prevenir contagios.
Una hora antes de que se informara que hay dos casos nuevos de covid-19 en el estado, para sumar 14, el Gobernador y alcaldes anunciaron las nuevas medidas tras una reunión en el palacio de gobierno.
En Jalisco, el Gobernador Enrique Alfaro decretó el cierre total de casinos, centros nocturnos, salones de fiesta y/o eventos, así como de bares, cantinas o análogos, que concentren a más de 50 personas por más de 30 minutos.
La medida fue publicada anoche en el Periódico Oficial el Estado de Jalisco, en el que se incluyen recomendaciones para reforzar medidas de higiene y limpieza en cines, restaurantes y gimnasios, entre ellas limpiar y desinfectar los lugares de uso frecuente (barandales y manijas de puertas, entre otras).
Diversas acciones fueron emprendidas en la mayoría de las entidades. En Durango a partir de hoy, y Morelos el fin de semana, se restringen las visitas con contacto físico con los reos de centros penitenciarios.
Las playas de Sonora permanecen cerradas desde ayer y continuarán así durante el periodo de Semana Santa y Pascua, lo mismo que todos los cines y casinos, mientras que las misas, fiestas y eventos sociales están suspendidos.
También fue restringido el acceso a las playas de Centla (Tabasco), Celestún y Progreso, en Yucatán, así como en Matamoros, Ciudad Madero y Soto La Marina, Tamaulipas.
De igual manera fue cancelada la Feria de Tampico, que reúne hasta 150 mil visitantes durante la Semana Santa.

Perla Martínez, Daniel Reyes, Francisco de Anda y Oscar Luna