Un par de violentos individuos terminaron arrestados por policías preventivos de Aguascalientes, luego que evadieron un punto de revisión y se dieron a la fuga, siendo que al ser interceptados opusieron resistencia al arresto y atacaron a golpes a los oficiales cuando intentaron someterlos.
Uno de los sospechosos presumió ser familiar de Francisco Javier N., alias “El Niñote”, integrante de la célula delictiva “Los Gloria” y quien fue ejecutado en febrero pasado en el fraccionamiento Santa Anita. Dicho individuo amenazó con matar a los policías preventivos que intervinieron en su arresto.
Quienes terminaron en las celdas de la Dirección de Justicia Municipal, en el Complejo de la SSPM, son dos individuos identificados como Mauricio Antonio, de 19 años y José de Jesús, de 28 años.
Los hechos se registraron el domingo poco antes de las 02:00 de la madrugada, cuando policías preventivos del Destacamento “Pocitos” se encontraban realizando labores de vigilancia en la colonia Del Carmen.
En avenida Fundición y casi esquina con la calle La Luz, en la colonia Del Carmen, colocaron un retén policiaco y casi momentos después detectaron el arribo de un automóvil Ford Fusion, color tinto y con placas de circulación de Aguascalientes.
Tras indicarle al conductor que detuviera la marcha para una revisión de rutina, dicho sujeto hizo caso omiso y se dio a la fuga sobre avenida Fundición, por lo que los policías preventivos fueron en su persecución.
El sospechoso enfiló hacia la calle Alamán y posteriormente continuó con su fuga hacia la calle Benjamín de la Mora, para después enfilarse hacia la calle José María Morelos. Para esos momentos, policías preventivos del Destacamento “Centro” ya se habían unido a la persecución policiaca.
Fue a la altura de la calle Pedro Parga donde finalmente una patrulla le cerró el paso al coche Ford Fusion y obligó al conductor a detener la marcha.
Sin embargo, tanto el conductor como su acompañante intentaron escapar corriendo y al momento de ser alcanzados por los oficiales opusieron resistencia al arresto y comenzaron a golpearlos en diferentes partes del cuerpo. Al final, los dos individuos fueron neutralizados y esposados.
Cabe destacar que tanto Mauricio Antonio como José de Jesús amenazaron de muerte a los policías preventivos que participaron en su arresto, tras provocar la movilización de varias unidades y poniendo en riesgo la vida de terceras personas, ya que durante su fuga, circularon a exceso de velocidad y se pasaron varios semáforos en luz roja, estando a punto de provocar accidentes con otros vehículos.