José Díaz Briseño
Agencia Reforma

WASHINGTON, EU.- El Gobernador de Texas, Greg Abbott, amenazó con reinstalar las inspecciones unilaterales de camiones en los puentes fronterizos si las autoridades mexicanas no actúan para detener la migración indocumentada.
Tras firmar acuerdos con los Gobernadores de Nuevo León, Coahuila y Chihuahua para levantar las inspecciones que afectaron severamente el flujo comercial fronterizo con Texas desde la semana pasada, Abbott aseguró que reinstalaría las verificacione sin importar las consecuencias económicas para México.
«Esperamos y exigimos que del lado mexicano finalmente den un paso adelante y detengan los cruces (de migrantes) a través de aguas bajas (en el Río Bravo) y de otros formas que permiten que estos migrantes ilegales crucen la frontera», dijo el Gobernador republicano en entrevista con la cadena Fox News la noche del jueves.
«Estos Gobernadores de Estados que están conectados con el estado de Texas están tocando nuestra puerta rogando por alivio. A medida que han venido rogando por alivio, les hemos exigido que implementen medidas de seguridad que reduzcan la migración ilegal que cruza nuestra frontera», dijo Abbott.
Abbott llegó ayer a un acuerdo también con el Gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, en cuyo territorio se encuentra la mayor cantidad de cruces comerciales con Texas.

¡Participa con tu opinión!