Son los jóvenes los que forman parte de la cadena de transmisión en todas las sociedades a través de su actividad social, lo cual queda de manifiesto en los rebrotes que se han registrado en países como España, Francia y Canadá, así lo estableció el ex presidente del Colegio de Medicina Interna e infectólogo, Francisco Márquez Díaz.

El especialista reconoció que sigue siendo un problema a nivel mundial, la actividad social de los jóvenes, toda vez que ellos forman parte importante de la cadena de transmisión en todas las sociedades con un repunte importante en países como Canadá, España y Francia donde la segunda oleada ha generado una mayor cantidad de casos.

En cuanto a la situación que se tiene en México y en Aguascalientes, indicó que los jóvenes se siguen reuniendo y normalmente rompen las recomendaciones, disminuyen el distanciamiento, se quitan el cubrebocas, consumen alimentos o bebidas de manera compartida y se ponen a cantar, lo cual incrementa mucho más la posibilidad de generar aerosoles, “entonces este tipo de reuniones sobre todo si hay música, cantos o gritos incrementa la facilidad de transmisión del virus”.

Apuntó que esto es una responsabilidad compartida de la sociedad y el Gobierno, en donde la población en general no debe ser provocada a acudir a eventos masivos, a reuniones sociales, a vendimias, ferias o exposiciones donde la facilidad de propagación del COVID se mantiene.

Resaltó que Aguascalientes continúa en el 42% de camas ocupadas con ventilador y de pacientes intubados y enfatizó que se trata de camas armadas, no de camas destinadas a cuidados intensivos, por lo que difícilmente se tendrá una capacidad de llegar a un 80 o 90%. “No hay personal suficiente para cubrir esa cantidad de pacientes intubados. Entonces si queremos evitar una segunda oleada y disminuir el número de pacientes intubados en los hospitales de Aguascalientes, necesitamos el apoyo de la sociedad y aquí parte clave son los jóvenes, necesitamos que muestren esa conciencia de madurez y de solidaridad con sus propias familias y con el estado”.