Martha Alicia Martinez Paredes
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-La subsecretaria de Bienestar, Ariadna Montiel, alertó sobre un nuevo fraude con las tarjetas a través de las cuales se dispersan los apoyos del Gobierno federal.

A través de su cuenta de Twitter, la funcionaria federal compartió la imagen de una carta en la que se solicita el pago de 300 pesos para activar las llamadas tarjetas del bienestar.

“Activa tu tarjeta realizando un depósito de 300 pesos en tu tienda Oxxo más cercana”, señala la misiva en la que se reproducen los logos de la Secretaría del Bienestar y de Gobierno federal.

Al respecto, Montiel indicó que el Ejecutivo no cobra por los trámites de los programas sociales federales.

“El @GobiernoMX no cobra por trámites de los programas de Bienestar”, indicó.

En un boletín, la Secretaría informó que presentó ante la Fiscalía General de la República una denuncia por estos hechos.

Informó que tuvo conocimiento de que el 29 de abril pasado, en el Estado de Chiapas, personal ajeno a la institución entregó las tarjetas en las que se solicita el pago de 300 pesos.

“La Secretaría de Bienestar informa que presentó ante la Fiscalía General de la República una demanda por la probable comisión de hechos, presumiblemente constitutivos de delitos, en contra de quien y/o quienes resulten responsables de la distribución de tarjetas falsas como parte de un supuesto programa del Gobierno de México para apoyar a la población ante la emergencia sanitaria por Covid-19”, precisó.

La dependencia hizo un llamado a la población a denunciar este tipo de actos en los que se utiliza la imagen institucional de la Secretaría de Bienestar.

“Para acceder a los Programas Integrales del Gobierno de México, las personas sujetas de derechos jamás deben realizar un pago”, reiteró.

Recordó que todos los trámites de afiliación a los programas federales se realizan a través de los servidores de la nación, en los módulos de registros oficiales o mediante operativos telefónicos en donde los operadores están debidamente acreditados y pueden ser verificados por los canales institucionales, como la línea del bienestar: 800 639 4264.