Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La tormenta tropical «Grace», que en el transcurso de la madrugada recobraría fuerza y se intensificaría nuevamente a huracán categoría 1 en aguas del Golfo avanza hacia Veracruz, donde hoy podría tocar tierra en la costa centro-norte del estado.
En esta entidad, donde las autoridades alistaban anoche un plan de emergencia, al menos 160 municipios del norte y centro de Veracruz se encuentran en alerta verde (peligro bajo), y 52 en azul (peligro muy bajo), ante la llegada del fenómeno meteorológico, de acuerdo con el Sistema de Alerta Temprana para Ciclones Tropicales.
La zona de prevención por los efectos de «Grace», como huracán, se estableció desde el Puerto de Veracruz hasta Cabo Rojo, localizado al norte de la entidad, y como tormenta tropical, desde Cabo Rojo hasta Barra del Tordo, en Tamaulipas.
Ante su avance por aguas cálidas del Golfo de México, luego de tocar tierra la madrugada de ayer en Quintana Roo y continuar por tierra sobre el occidente de Yucatán durante el día, Pemex consideró cerrar sus terminales petroleras de Dos Bocas y Cayo Arcas, así como el buque FPSO Yúum K’ak’ Náab.
De acuerdo con la agencia Bloomberg, las terminales estaban programadas para suspender actividades la tarde de ayer.
Sin embargo, según petroleros de Campeche, las plataformas no fueron desalojadas, ya que la empresa consideró que el ojo del ciclón pasaría lejos de las instalaciones, lo que no representaba riesgo para los trabajadores, de acuerdo con el monitoréo de su sistema de alerta de emergencias.
Anoche, todavía como tormenta tropical, «Grace» avanzaba por el Golfo de México, donde a las 19:00 horas ingresó. A las 22:00 horas, su centro se localizaba a 145 kilómetros al oeste de Celestúm, Yucatán, y a 170 kilómetros al noroeste de Campeche.
De acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), registraba vientos máximos sostenidos de 100 kilómetros por hora, rachas de 120 kilómetros y movimiento hacia el oeste a 26 kilómetros por hora.
Para hoy, mientras el ciclón tropical se aproxima a las costas de Veracruz, «Grace» ocasionará lluvias torrenciales en Puebla y Veracruz, e intensas en Chiapas, Hidalgo, Oaxaca, Veracruz, Puebla, Tamaulipas y Tlaxcala, de acuerdo con la Comisión Nacional del Agua.
Se prevé viento con rachas de 120 a 150 kilómetros por hora y oleaje de 3 a 5 metros de altura en la costa de Veracruz, así como rachas de 80 a 100 kilómetros por hora y oleaje de 2 a 3 metros de altura en las costas de Tabasco y Tamaulipas.
El sistema avanzará hasta el centro del país en el transcurso del sábado y domingo, debilitándose gradualmente, de acuerdo con los pronósticos.
Miles sin luz
En su paso por Quintana Roo y Yucatán el día de ayer, «Grace» ocasionó cortes a la energía eléctrica, suspensión de servicio de agua potable, árboles, postes y anuncios espectaculares caídos, así como inundaciones en diversos municipios y bloqueo de vías.
Hasta ayer las autoridades no reportaban ninguna persona lesionada o sin vida, y realizaban el recuento de las afectaciones en las localidades por donde pasó el ciclón.
«#Grace salió con saldo blanco de #QuintanaRoo. Estaremos trabajando en los sitios de mayor afectación, publicó el Gobernador Carlos Joaquín González, quien anoche anunció el levantamiento de alerta.
En la entidad se reportaron 84 mil personas sin luz en Cancún y 65 mil entre Playa del Carmen, Cozumel y Tulum.
En Yucatán, el mandatario Mauricio Vila anunció también cortes de energía eléctrica durante el día y por la noche dijo que el peligro había terminado y que el día de hoy se reanudarían todas las actividades laborales en la entidad.