Un total de 13 incendios de tipo forestal se han registrado en lo que va de este año en Aguascalientes que han afectado a cerca de 600 hectáreas, con lo que se rebasó a las 522 que se siniestraron el año pasado, señaló el gerente estatal de la Conafor, Víctor Villalobos Sánchez, quien exhortó a la población a no hacer uso del fuego en esta temporada de estiaje, luego de que nos acercamos a la etapa crítica.

El funcionario federal recordó que en esta ocasión se prevé una sequía fuerte debido a la presencia del fenómeno meteorológico denominado La Niña, que es lo que está provocando esta sequedad, sin embargo, de acuerdo con los expertos, se espera que a finales de marzo o a principios de abril cambie esta situación a una neutralidad.

Estableció que tan sólo en los dos meses y medio que van de este año han ocurrido 13 incendios que han afectado alrededor de 600 hectáreas, incluido el más reciente en la zona de La Posta en Jesús María ocurrido el domingo y que dañó una superficie aproximada de 100 hectáreas. Indicó que estas conflagraciones se han presentado principalmente en el municipio de Aguascalientes, seguido de San José de Gracia, Calvillo, Asientos, Jesús María, El Llano y en San Francisco de los Romo.

Villalobos Sánchez advirtió que viene la etapa más crítica de la temporada de incendios, ya que todavía faltan los meses de abril, mayo y junio, siendo mayo el más peligroso en cuanto a conflagraciones de tipo forestal.

Por lo anterior, el representante de la Conafor hizo un exhorto a la población en general a no hacer uso del fuego en este tiempo de estiaje, en cuidar que los niños no utilicen cerillos y no jueguen con ellos e igualmente que los campesinos no hagan uso de las brasas para sus predios o para fines pecuarios y en el caso de los paseantes, que hagan caso a la contingencia del COVID-19 y preferentemente permanezcan en sus casas y esperen a mejores tiempos para visitar los medios naturales.