El Colegio de Corredores Públicos en voz de su presidente, Víctor Manuel Delgadillo de la Serna, enfatizó que la medida del SAT sobre la cancelación de cuentas de los fedatarios públicos y corredores corresponde sólo a aquellos que están inscritos en la plataforma del Sistema de Inscripción en el RFC por medios remotos.

Detalló que la cancelación de las cuentas a los Corredores Públicos, se refiere única y exclusivamente, al acceso al Sistema de Inscripción en el RFC a través del fedatario público por medios remotos, lo que implica simplemente no utilizar dicho Sistema de carácter optativo, lo anterior por haberlo decidido así el fedatario público respectivo. “Algunos de nosotros consideramos que como vienen cambios por la autoridad fiscal próximos por virtud de los cuales se dice que la facultad que muchos hemos tenido dar de alta remotamente a nuestros clientes en el RFC parece que se va a eliminar por parte de la autoridad fiscal fue por ello que muchos hemos considerado que ya no vale la pena renovar ese permiso”.

Asimismo, dijo que aún está corriendo el plazo para realizar las aclaraciones correspondientes a las aseveraciones realizadas por el SAT, lo cual se está desahogando oportunamente por cada Corredor Público en tiempo y forma legal.

Apuntó que el SAT realiza una afirmación, bajo su más estricta responsabilidad y sin ser causa imputable al gremio de los fedatarios, que de conformidad con sus modelos de redes neuronales, la probabilidad de constituir empresas fantasmas o factureras, se incrementa un 70.1%, cuando la inscribe un Fedatario. “Se insiste que se trata de una -probabilidad mayor-, más no implica una imputación de responsabilidad jurídica al Corredor Público”.