Arely Sánchez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El nuevo impuesto de 2 por ciento aplicable a transacciones de plataformas digitales de mensajería, aprobado por el Congreso de la Ciudad de México, afectará principalmente a las pequeñas empresas, pues sus costos de envío se encarecerán en mayor proporción a las de las grandes cadenas de tiendas y restaurantes, dijo Alejandro Solís, CEO de Rappi México.
En conferencia de prensa, el directivo de la plataforma de entregas a domicilio enfatizó que los envíos de menor ticket se volverán más caros e incluso inviables de realizar.
«Esto va a impactar el costo de las comisiones a los comercios, el costo del pago que se le puede ofrecer a un repartidor y el costo a los usuarios, definitivamente», comentó.
Manifestó que tras casi dos años de la pandemia que ha provocó el cierre de alrededor de 30 por ciento de los restaurantes del País, actualmente muchos de los que permanecen siguen al borde de la quiebra.
«Para esos que están al borde y donde cada peso cuenta sí se puede haber muchas afectaciones, porque este impuesto puede llegar a impactar su canal de venta a domicilio, que con esto se puede ver disminuido y así afectar los ingresos», insistió.
Ante ello, aseguró que Rappi priorizará su crecimiento hacia otras ciudades del País y no a seguir expandiendo su cobertura en la capital mexicana, donde hasta ahora falta por lo menos 25 por ciento del territorio por cubrir con sus servicios de última milla.

¡Participa con tu opinión!