Érika Hernández 
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Ante la constante intromisión y violación a la norma electoral por parte del Presidente Andrés Manuel López Obrador, la consejera del INE Claudia Zavala le advirtió que su voz sí influye electoralmente en los ciudadanos.

Por ello, le demandó tanto al Mandatario federal como Gobernadores y servidores públicos de todos los niveles, cumplir con la neutralidad e imparcialidad a la que están obligados, y permitir que sean los candidatos y partidos los que conquisten o no el voto.

«Sí tiene su voz una influencia frente a la sociedad», recriminó la presidenta de la Comisión de Quejas del INE, que determinó ordenar al Presidente eliminar o modificar su mañanera del pasado 23 de abril, por hablar de logros gubernamentales, de la continuidad de su gobierno y promover su imagen, lo cual está prohibido.

«Las servidoras y servidores públicos tienen un deber y el deber mayor es cuidar que la contienda electoral no se vea empañada por ninguna circunstancia. Que sean las fuerzas políticas las que conquisten o no el voto ciudadano al margen de cualquier gobierno», demandó.

El PAN denunció, otra vez, al Presidente, pues al hablar sobre el Fondo de Pensiones se metió en temas del proceso y presumió logros gubernamentales.

Esta es la mañanera número 29, en lo que va del proceso, que la Presidencia tiene que modificar o borrar porque López Obrador, así como los funcionarios que participan en ella, hablan de temas prohibidos.

Nuevamente le ordenaron a López Obrador no hacer ningún tipo de declaración sobre asuntos electorales ni hacer propaganda gubernamental.

Aunque la autoridad reconoce que el tabasqueño sigue con estas conductas, rechazó la petición del panista Federico Döring para recordarle la titula preventiva que ya le emitió el INE para que suspendiera su comportamiento en mañaneras futuras.

Esto, se argumenta en el proyecto, porque será la Sala Especializada del Tribunal Electoral la que determine si el tabasqueño está incumpliendo.

Sin mencionar el nombre del Presidente, recordó que estas limitantes a los funcionarios tuvieron origen por un partido y su candidato que en el 2006 se quejaron de la intervención del entonces Jefe del Ejecutivo Federal, Vicente Fox, quien continuamente pedía no votar por López Obrador.

De ahí que el Congreso, afirmó, aprobó en el artículo 134 constitucional obligar a los funcionarios a una conducta neutral en las contiendas electorales y la obligación de no usar recursos públicos.

«En la medida que avanza más la campaña electoral me parece que la exigencia debe de ser mayor, la información de las fuerzas políticas debe de recaer en las fuerzas políticas, la presentación de propuestas e incluso la información de por qué sí o no votar por alguien, pero no de los gobiernos. Ningún gobierno ni estatal ni municipal ni federal, mucho menos federal», añadió.

Y Tribunal le perdona amonestación pública
En sesión privada, por tres votos a favor y dos en contra, la Sala Superior del Tribunal Electoral revocó «lisa y llanamente» las medidas cautelares que había aplicado el INE por los dichos del Presidente en su mañanera del 21 de marzo.

La Comisión le había impuesto una amonestación pública al Presidente de la República, a la Consejería Jurídica del Ejecutivo Federal, al vocero presidencial y al Director del Centro de Producción de Programas Informativos y Especiales, por no haber acatado la medida cautelar.

El Instituto había establecido que en esa conferencia, al hablar sobre el convenio «Vuelta a la Patria» se había referido a asuntos electorales, lo cual vulneraban el principio de imparcialidad en la contienda, y le aplicó medidas cautelares que no cumplió.

En los últimos días, magistrados de la Sala Superior han insistido que el Tribunal actuará sin visiones partidistas en la calificación de la elección presidencial.

«El Tribunal está listo para volver a dotar de certeza a la elección presidencial haya o no haya una una impugnación de la elección de presidente de la República, que nadie dude que llevará a cabo su función particularmente analizando exclusivamente los elementos jurídicos y sin ningún tipo de connotación política», dijo el magistrado Felipe de la Mata.