Carlos Estrada Valdez, presidente de la Confederación Nacional Campesina en Aguascalientes, advirtió que, si no se registra un volumen adecuado de lluvia este año, los productores de temporal se abstendrán de sembrar.
Estrada Valdez subrayó la preocupación en la comunidad agrícola sobre el impacto que la escasez de lluvias podría tener en la producción de alimentos y en los medios de vida de los productores temporales, quienes dependen en gran medida de condiciones climáticas favorables para subsistir.
Además, criticó la falta de apoyo del gobierno federal hacia los productores, señalando que los únicos apoyos disponibles son para pequeños agricultores y son insuficientes para satisfacer las necesidades reales de la comunidad agrícola.
El dirigente también abordó el tema de la migración, explicando que no se limita solo a Calvillo. La falta de empleo en las fábricas y las oportunidades educativas limitadas están impulsando la emigración desde varios municipios. Los destinos varían, con algunos migrantes dirigiéndose a estados como California, Kansas, Florida y Nevada en busca de oportunidades económicas más estables.
Estas declaraciones resaltan la urgente necesidad de medidas gubernamentales para enfrentar tanto la escasez de lluvias como los desafíos socioeconómicos que enfrentan los productores temporales en la entidad, con el objetivo de garantizar la seguridad alimentaria y el bienestar de las comunidades rurales.