Alejandro Albarran
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-América Latina y El Caribe experimentarán olas epidémicas recurrentes de Covid-19 y brotes intercalados con periodos de transmisión de bajo nivel durante los próximos 24 meses, advirtió la Organización Panamericana de la Salud.

Esto sucederá mientras se está en espera del desarrollo de una vacuna contra Covid-19 que sea segura, eficaz y equitativamente accesible; y con la cual se logre cobertura poblacional adecuada”, sostiene un informe del organismo.

Ciro Ugarte, quien dirige el programa de Emergencias en Salud de la OPS, dijo que la transmisión de Covid-19 en la región de las Américas sigue siendo muy activa.

Advirtió que aunque en general las medidas como los confinamientos y restricciones han funcionado para aplanar la curva de la epidemia y retrasar su pico, la gente está adquiriendo una falsa sensación de seguridad y se está poniendo en peligro el perder las ventajas obtenidas.

Ministros de salud de los países de las Américas se comprometieron ayer a mantener y ampliar las acciones para combatir la pandemia por Covid-19, y solicitaron a la OPS que continúe apoyándolos en su lucha por controlarla.

Los ministros destacaron específicamente el papel que el Fondo Rotatorio de la OPS para el Acceso a Vacunas y el Fondo Rotatorio Regional para Suministros Estratégicos de Salud Pública tienen para mejorar el acceso equitativo y el uso apropiado de vacunas, terapias, diagnósticos, y de equipos biomédicos asequibles, seguros, eficaces y de calidad, así como del equipo de protección personal que puede mejorar los resultados de salud y reducir el impacto de la pandemia.

También solicitaron a la OPS mantener la red regional de vigilancia de la influenza y otros virus respiratorios.

Jarbas Barbosa, subdirector de la OPS, destacó el impacto que la pandemia ha tenido en los servicios de salud esenciales, incluida la inmunización, con una reducción del 24 por ciento en el número de vacunas aplicadas contra el sarampión, las paperas y la rubéola (SRP).