Dulce Soto
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, advirtió abusos si se impone el uso de cubrebocas como medida obligatoria.

“Es una medida auxiliar, no principal, y se corre el riesgo de que las personas se culpen entre sí al señalar quién sí y quién no trae un cubrebocas, al considerar que son un riesgo de contagio”, dijo en conferencia de prensa.

Reconoció que hay nueva evidencia que muestra que sí es un elemento útil, pero si se usa de manera correcta.

No obstante, apuntó, sólo si el cubrebocas es denso, grueso, como las mascarillas N95, se puede lograr que no pase el virus, pero éstas sólo se recomiendan para los profesionales de la salud.

En la conferencia, el funcionario proyectó un video en el que defendió las veces que ha mencionado que se use como elemento auxiliar.

Criticó la iniciativa en el Congreso de Colima para hacerlo obligatorio, con una sanción de más de 40 mil pesos.

Al respecto, mencionó que las medidas que el Gobierno federal dispuso para el control de la pandemia fueron analizadas y cuidaron que se respetaran los derechos humanos de las personas.

Consideró que se debe tener cuidado cuando las acciones de control sanitario hacen responsables a las personas, con un carácter obligatorio, ya que se ejerce coerción.

“Y eso, en un País que ha sido asolado por abusos de autoridad y violaciones de derechos humanos, puede resultar en el riesgo de que se vuelva a abusar de los derechos humanos”, apuntó.