Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) admitió que hay anomalías en el programa Jóvenes Construyendo el Futuro en Nuevo León, donde varios centros de trabajo, indicó, han sido suspendidos por esa razón.
En una tarjeta informativa, la dependencia señaló que dio de baja centros en el municipio de Linares en agosto de 2020, así como los espacios Voluntad Regia y B-Ur Best Monterrey en San Nicolás de los Garza, en marzo del mismo año.
Señaló que, en colaboración con la FGR, se investiga a un funcionario municipal que engañó a jóvenes para inscribirlos al programa y quedarse con su beca.
“En referencia a la participación de un funcionario municipal engañando a jóvenes y a empresas para inscribirlos en el Programa, quitándoles parte de su beca, se trabaja con la Fiscalía General de la República para ayudar en el ámbito de su competencia a realizar las investigaciones correspondientes, y en su caso, se sancione a quienes resulten responsables. Cabe reiterar que esta persona no forma parte del Programa, ni es funcionario de la STPS”, anotó la dependencia.
REFORMA publicó ayer que tras una investigación realizada durante cinco meses, se detectaron dos redes –una en el municipio de Linares y otra en el área metropolitana de Monterrey– encabezadas por un ex funcionario municipal y un aspirante de Morena a diputado federal, para inscribir por su cuenta a jóvenes en el programa y apoderarse de parte del dinero de sus becas.
Los testimonios y documentos obtenidos revelaron que en Linares, Reyes Lucio Zurita tejió una red en contubernio con dueños de negocios locales para dar de alta a unos 100 jóvenes dentro del programa y así desviar los recursos federales.
Mientras que en el área metropolitana de Monterrey, Yahir Omar Guerrero Ríos engaña a estudiantes, a quienes promete un apoyo económico de mil 600 pesos al mes por acudir a talleres de superación personal impartidos en uno de sus negocios.
La STPS aseguró que no hace pagos en efectivo a aprendices y que todos los centros de trabajo son verificados por personal de la dependencia.
“Adicionalmente todos los centros de trabajo son visitados de manera aleatoria una vez que inicia la capacitación para cerciorarse que se está llevando a cabo la misma”, agregó la dependencia federal.