La quema de pasto seco se salió de control y terminó por alcanzar un restaurante que actualmente se encontraba sin servicio, mismo que quedó completamente invadido por las llamas. A pesar de la intervención de los elementos del H. Cuerpo de Bomberos del Estado y del municipio de Jesús María, no se pudo evitar que el inmueble quedara completamente destruido, estimándose los daños materiales en más de un millón y medio de pesos.
Fue el pasado viernes a las 21:00 horas, cuando se reportó a los servicios de emergencias que se estaba registrando un incendio en lo que fue anteriormente un restaurante, mismo que se ubica en la carretera estatal número 28 que comunica de la comunidad J. Gómez Portugal a la comunidad de Los Cuartos, en el municipio de Jesús María.
Hasta ese lugar arribaron los elementos del H. Cuerpo de Bomberos del Estado y del municipio de Jesús María, quienes se percataron que las llamas se encontraban fuera de control y rápidamente se extendían por todo el inmueble.
De inmediato los vulcanos iniciaron con los trabajos para controlar y sofocar el fuego, labor que se prolongó por más de una hora, hasta que finalmente las llamas quedaron completamente extinguidas. Sin embargo, no se pudo evitar que el local fuera consumido en su totalidad por las llamas, las cuales también acabaron con el mobiliario, una fuente de luz, una bomba para sacar agua y una camioneta Ford pick up. Los daños materiales fueron estimados en más de un millón y medio de pesos.
De acuerdo a la versión del propietario de nombre Filemón, su empleado quien estaba como velador del lugar, le informó que todo se originó cuando alguien inició un incendio de pasto seco, mismo que se salió de control y el fuego avanzó rápidamente hasta el inmueble.