Más de cinco mil trabajadores de la industria restaurantera, recibieron ayer cheques por 2 mil 500 pesos para que puedan paliar los efectos provocados ante la contingencia por la COVID-19, siendo así como se da continuidad a la estrategia de reactivación económica y fortalecimiento del empleo.

Fue el gobernador Martín Orozco Sandoval, quien hizo entrega de los apoyos económicos a meseros y auxiliares principalmente, a quienes les expresó que esto es con la finalidad de reducir su debacle económica luego de que la actividad en este giro se ha reducido al mínimo.

El registro de beneficiarios en esta ocasión es de 5 mil 241 personas del sector restaurantero que percibieron el apoyo, tal como lo solicitaron y que ahora se dio la oportunidad.

“De esta forma es como se está dando continuidad a la estrategia de reactivación económica y fortalecimiento del empleo”, resaltó el mandatario, quien subrayó que el compromiso de la administración que encabeza, es continuar dando apoyo a uno de los sectores más afectados, debido a los cierres intermitentes de sus centros de trabajo.

Por su parte, el secretario de Turismo, Humberto Montero de Alba, destacó que con estos apoyos se beneficia directamente a un sector turístico que ha sabido adaptarse a las nuevas circunstancias y modos de consumo, y así lograr una paulatina recuperación de la economía local.