Isabella González
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-En medio de diferencias y una pandemia, el Gobierno federal, la Iniciativa Privada y los trabajadores presentaron hoy una iniciativa, trabajada desde hace un año, para mejorar las pensiones.

En este tiempo fuera, los políticos, empresarios y líderes de centrales obreras olvidaron hasta la distancia debida para firmar un acuerdo con el que se busca reducir 10 años el tiempo de cotización para poder acceder a una pensión y el aumento de las aportaciones de los patrones para un “retiro justo” de los trabajadores.

“Ustedes saben que se llevó a cabo hace algunos años una reforma y quedó corta, para decirlo amablemente. Si esa reforma no se corrige, al pensionarse los trabajadores recibirán menos de la mitad de su salario”, aseveró el Presidente Andrés Manuel López Obrador al presentar la iniciativa este miércoles.

Mientras él expone, atrás a su izquierda, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar Lomelín, estudia el discurso que dará unos minutos después en una pequeña tarjeta informativa.

“Él ha venido trabajando desde hace un año, incluso hemos tenido diferencias, nos distanciamos, por la sana distancia, él ha venido trabajando con los representantes del sector empresarial y siguió abierta la comunicación y el diálogo con el Secretario de Hacienda, Arturo Herrera, para que siguiera trabajando en la elaboración de este proyecto y también fue muy importante contar con el apoyo del senador Carlos Aceves del Olmo, que es el secretario de la Confederación de Trabajadores de México, de la CTM”, aseguró López Obrador.

Salazar Lomelín es el único que porta cubrebocas todo el tiempo; el coordinador de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, arribó al Salón Tesorería con el suyo, pero se lo quitó tan pronto entró al lugar el Presidente.

El tabasqueño saludó a sus invitados a lo lejos, con una pequeña reverencia y con la mano en el corazón.

Para indicarle a Salazar Lomelín que es su turno de hablar, después de que el Secretario de Hacienda, Arturo Herrera, presentara los pormenores de la iniciativa de reforma al sistema de pensiones, López Obrador le hace un gesto con la cabeza.

“A todos nos interesa el bienestar de México”, afirma el lider empresarial.

Al final de su discurso nadie aplaude como sí lo hicieron varios funcionarios de Presidencia al finalizar su discurso Carlos Aceves, dirigente de la Confederación de Trabajadores de México (CTM).

Para externar que se hizo lo más que se pudo en la mejora de pensiones con esta iniciativa, el líder de la central obrera más antigua de México camina a la tribuna apoyado en un joven de su equipo y un bastón.

Su silla de ruedas la dejó abajo, atrás del escenario donde cada día se desarrolla la conferencia de prensa del Presidente y que no cuenta con una rampa para personas con discapacidad.

“Algunos queríamos más pero no se puede en las condiciones en las que estamos y encontramos definitivamente algo que, como anuncia nuestro secretario, nos permite modificar las dos grandes faltantes que tenía nuestro sistema de pensiones y que era total y absolutamente injusto para el futuro de los trabajadores mexicanos”, expresó Aceves.

Con dicha reforma se espera que el trabajador aumente su pensión en un 40 por ciento, apuntó el Secretario de Hacienda, Arturo Herrera.

Además, explicó, el límite inicial para que empleados puedan recibir un retiro garantizado bajará de 25 años a 15 años, pues se reducirán las semanas obligatorias de cotización.

Detrás de él, siempre de pie, el Presidente sonríe cuando dice que no hay que ser matemático para entender que es imposible que alguien viva con el 30 por ciento del salario que ganaba cuando se jubila.

Al regresar Aceves a su silla, Salazar Lomelín lo agarra de un brazo, con lo que se confirma la buena relación que existe entre los tres sectores, al menos de momento.

También son tangibles las diferencias internas, dentro del Gobierno y de Morena, a las que hace referencia el Presidente López Obrador, cuestionado sobre la relación con los empresarios.

El Secretario de Hacienda se torna rojo al tocarse el tema del uso del cubrebocas para cuidar la salud de los trabajadores, con el cual no está de acuerdo el Mandatario federal.

Monreal sonríe cuando el Presidente regaña a los diputados de Morena, en presencia del coordinador de ese partido en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, por no incluir en el próximo periodo extraordinario las iniciativas enviadas por su Gobierno.

Después de firmar la iniciativa y posar para la foto, se retiran todos al mismo tiempo, López Obrador buscando interactuar con Aceves, Delgado con López Obrador, Herrera con Salazar Lomelín y Monreal con el Consejero Jurídico de la Presidencia, Julio Scherer.