El director de Tránsito y Movilidad del Municipio, teniente José de Jesús Rodríguez Benavides, informó que la dependencia que encabeza recomendará mediante oficio a la Seguot que sean retirados los tarjetones y los permisos a todos esos conductores de transporte público, en cualquiera de los servicios, en caso de ingesta de alcohol, exceso de velocidad, por no respetar la luz roja del semáforo o por el uso de celulares, entre otros.
Asimismo, señaló que el taxista tradicional ha estado reportando a la corporación el comportamiento vial inadecuado de unidades UBER o de los vehículos de alquiler piratas, en donde se da seguimiento a esos casos para hacerlos actuar conforme al reglamento de tránsito.
En entrevista, el funcionario municipal advirtió que la corporación no bajará la guardia para sancionar a los particulares que usan el teléfono móvil mientras conducen. Las multas económicas pueden ascender a 12 mil pesos, de acuerdo al nuevo reglamento de tránsito, aunque en la primera ocasión se les cambia por una plática de vialidad y si reincide se le impone la sanción de acuerdo a lo que dictamine el juez calificador.
El teniente Rodríguez Benavides aseveró que se sanciona a aquellas personas que no traen los aditamentos autorizados para utilizar el teléfono mientras se conduce un vehículo de motor.
Aseveró que de acuerdo a las cifras acumuladas hasta el momento, se pone de manifiesto que la gente sigue renuente a aceptar esta medida obligatoria, porque el uso del teléfono ocasiona accidentes viales, lesionados e incluso muertos.
Sin embargo, no existen datos oficiales de los percances viales causados por el uso de esta tecnología, ya que en la ley no existe esta causalidad, pero sí es un factor determinante en los hechos prácticos, puntualizó el director de Tránsito y Movilidad del Municipio de la capital.