Para el secretario de Desarrollo Económico, Manuel Alejandro González, la pérdida de 2 mil 762 empleos formales durante el pasado mes de mayo, no resultó tan grave como lo habían pronosticado una vez que comenzó la pandemia del coronavirus, y por la cual se mantuvo el confinamiento prácticamente en todos los sectores productivos.
El funcionario estatal aseguró que las estrategias coordinadas entre el Instituto de Servicios de Salud y la dependencia que encabeza, han permitido que las afectaciones hasta este momento sean mínimas.
En rueda de prensa virtual en la que participaron el gobernador Martín Orozco y el titular del ISSEA, Ángel Piza Jiménez, Alejandro González precisó que de acuerdo a datos del Seguro Social durante el pasado mes se perdieron en la zona Centro Bajío Occidente alrededor de 59 mil 554 empleos, correspondientes al 17% de los registrados a nivel nacional.
En el caso de la entidad, se perdieron durante mayo 2 mil 762 empleos, de ellos 2 mil 389 correspondían a puestos permanentes y 373 eventuales, en ambos casos las cifras fueron las menores en su tipo dentro de la zona compuesta por los estados de Querétaro, Guanajuato Jalisco, así como San Luis Potosí.
Finalmente, el funcionario confió en que la tendencia económica en la entidad se mantenga activa tras la reanudación de actividades en la industria de autopartes, logística así como de actividades esenciales en general, para lo cual los centros laborales deberán de cumplir íntegramente los protocolos de sanidad correspondientes.
“Lamentablemente sí tenemos bajas ante el Seguro Social de empleos formales principalmente en los permanentes, pero ha sido mucho menos la baja de los empleos que se perdieron durante mayo respecto a lo que se tenía proyectado”, concluyó.

¡Participa con tu opinión!