Ayer, la alcaldesa Tere Jiménez Esquivel tomó protesta de forma simbólica a más de 2 mil 500 mujeres que participan como “Agentes Rosas”, quienes de forma altruista se suman a las redes de apoyo para detectar, prevenir y canalizar casos de violencia de género.

Zayra Tirado Rosales, directora del Instituto Municipal de la Mujer de Aguascalientes, recalcó que la participación ciudadana es un factor de cambio para promover el bienestar de las familias y el entorno del municipio de Aguascalientes.

En el marco del “Mes de la Mujer”, en un acto protocolario celebrado en el Segundo Patio de Palacio Municipal, la funcionaria informó que este modelo de apoyo social es único en el país para proteger los derechos humanos de las mujeres víctimas de violencia y de sus hijos.

A casi un año de iniciar acciones, dijo que el IMMA ha brindado 250 capacitaciones en temas referentes a violencia de género y protocolos de actuación, y se han generado los canales de comunicación con las dependencias del Ayuntamiento para que las agentes rosas sepan detectar, canalizar y cómo proceder de forma efectiva al identificar alguna mujer o niña violentada.

Asimismo, señaló que de manera transversal y en coordinación con otras instituciones, diferentes dependencias municipales trabajan para proteger los derechos e integridad de este sector, para detectar y atender a tiempo casos, además de brindarles asesoría legal y psicológica, entre otras.

Agregó que de manera sistemática y coordinada se deben realizar las acciones preventivas y aboguen efectivamente por la lucha en contra de la violencia hacia las mujeres, es importante recalcar que esta labor debe comprometer tanto a hombres como a mujeres, pero en especial a los agentes rosas que han asumido esta labor en sus colonias y comunidades.

Sin duda que los agentes rosas deben tener claridad en la problemática de la violencia de género en el Municipio de Aguascalientes, para detectarla, reconocerla y desarrollar estrategias comunitarias, individuales y colectivas que permitan apoyar a las mujeres que sufren violencia.

“De la mano con la sociedad, el Ayuntamiento sigue trabajando por consolidar una sociedad más justa e igualitaria en la que mujeres y niñas lleven una vida plena y libre de violencia”, concluyó.