A festejar, pero con austeridad; este fin de semana iniciaron los primeros festejos para despedir el año 2017 organizados por las empresas para sus trabajadores y con ello arrancó la derrama económica para el sector gastronómico y de eventos de la entidad, con la petición expresa de que la fiesta no salga tan costosa.
Así lo señaló el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados, Santiago Muñoz Romo, quien celebró que las reservaciones en establecimientos, salones de fiestas y banquetes están prácticamente agotadas para las semanas que marcan el fin de año.
De ahí que algunas empresas han anticipado sus convivios, mismos que notoriamente se están llevando a cabo bajo restricciones presupuestales, respecto de años anteriores.
En ese sentido, expuso que este año ha habido necesidad de recotizar las ofertas de los banquetes ante la solicitud que expresamente han hecho los organizadores de obtener el mejor precio de la fiesta, pues se cuenta con menos recursos que en otras ocasiones.
Indicó que son paquetes estándar que se venían manejando hace años, con las respectivas actualizaciones que obliga cada año, sin embargo, en esta ocasión han tenido que ser replanteados, pues finalmente hay que adecuarse a las posibilidades de los clientes.
“Se está peleando mucho el precio”, indicó, al tiempo de referir que otro factor que ha incidido en eso es la ampliación de la competencia en la ciudad, con un número mayor de negocios del ramo y el crecimiento de otros que están incursionando en la organización de este tipo de celebraciones.
Muñoz Romo reconoció que no obstante este tipo de situaciones, el fin de año representa una de las mejores temporadas para el sector gastronómico que este año ha trabajado de manera muy estable, por lo que las fiestas navideñas permitirán cerrar con broche de oro.
Al respecto, señaló que para festejos numerosos ya quedan pocos espacios de reservación en restaurantes y salones, por lo que están por garantizar un mes con el 100% de aprovechamiento en la capacidad instalada del sector restaurantero de Aguascalientes.

¡Participa con tu opinión!