Staff
Agencia Reforma

CULIACÁN, Sinaloa.- “Vine a trabajar, vine a dejarles mi corazón”.
Así lo aseguró ayer Diego Armando Maradona en su presentación oficial como director técnico de Dorados de Sinaloa.
“Ahora sí le voy a hablar a la gente de Culiacán, no venimos de paseo, no venimos de vacaciones, venimos a trabajar, a darle la mano a los muchachos”, dijo el “Pelusa” en su primera conferencia de prensa, en su presentación.
“Tengo 57 años y asumo esta responsabilidad como quien tiene un hijo en sus brazos”.
Desde el inicio, Maradona estuvo bromeando con los presentes y cantando en voz baja, además de entrar ya con la gorra del club.
El presidente del equipo, José Antonio Núñez, le entregó la playera del “Gran Pez” al argentino para ya identificarlo con la institución.
Juan Pablo Santiago, director deportivo del club, dijo que hallaron en Maradona el golpe anímico que se necesitaba.
Maradona señaló que actualmente están revisando videos de los jugadores y analizando lo que harán, pues hasta la tarde de ayer tuvieron su primer entrenamiento.
“Si la gente está con nosotros más lo que yo les pueda insertar a los jugadores anímicamente, esto va a ser bravo de verdad y nosotros vamos a ir a buscar los partidos, va a ser bravo ganarnos”, expresó Diego.
En una sala con alrededor de 100 personas entre prensa y algunos invitados, aseguró que se piensa quedar en México por mucho tiempo.
Aseveró que emocionalmente se encuentra en el mejor momento de su vida y que vino a Dorados porque fue el conjunto que lo buscó.
“Porque no me fue a buscar América. A mí no me fueron a buscar de América, a mí me fueron a buscar la gente de Dorados y yo respeto tanto a la gente de Dorados como América. Yo perdí mucho tiempo sin trabajar, haciendo cosas feas y hoy quiero estar todo el día para darle algo nuevo a Dorados y nada más”, afirmó.
“Agradezco a la gente de Dorados por pensar en mí. Quiero darle a Dorados lo que me perdí cuando estaba enfermo y habré estado enfermo 14 años”.
Aseguró que no le gusta descender y que trabajará duro para llevar al equipo a un primer plano.
El partido debut de Maradona en México como entrenador será el próximo lunes 17 de septiembre contra Cafetaleros.
Adelantó que hoy se reunirá con el equipo.
“Cada pelota se traba con la cabeza, no tuve oportunidad de hablar con los muchachos, pero mañana tengo una reunión con todos y con cada uno de ellos”.