Pedro Sánchez
Agencia Reforma

CHIHUAHUA, Chihuahua.- Autoridades judiciales de Chihuahua vincularon a un nuevo proceso penal a Enrique Antonio Tarín García, por un desvío de 2 millones 420 mil pesos del erario.
Con éste, el ex Director de Adquisiciones y Servicios de la Secretaría de Hacienda estatal en la Administración del ex Gobernador priista César Duarte, suma cuatro procesos en su contra.
Por este mismo caso, el desvío de 2 millones 420 mil pesos, fueron sentenciados el ex Diputado de Movimiento Ciudadano, Fernando Reyes Ramírez y el empresario Iván Elí Sánchez Jasso.
De acuerdo con la acusación de un agente del Ministerio Público ante un Juez de Control, el imputado en calidad de presidente del Comité de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Poder Ejecutivo del Estado, simuló el proceso para la contratación de servicios profesionales a favor de la empresa Bildung Consultoría Organizacional S&S S.A. de C.V.
“Fue durante los meses de julio a septiembre de 2016, cuando Enrique Antonio T. G. (como fue identificado por la dependencia) sabía que el recurso no sería aplicado para algún programa público, ya que esto formaba parte del “pago” de un compromiso personal efectuado entre el ex diputado, Fernando Mariano Reyes Ramírez y el ex Gobernador, César Horacio Duarte Jáquez, para que votara en el Pleno del Congreso a favor de la bursatilización”.
El contrato de servicio que el imputado firmó y autorizó incluyó lo siguiente: Análisis de situación de municipios con una investigación y documentación con duración de 50 horas por 580 mil pesos; otro estudio presupuestal que consistiría en la revisión del ciclo presupuestario con duración de 100 horas 606 mil pesos.
También un análisis de la situación financiera del Gobierno Federal, que incluía una revisión de documentación referente al presupuesto y necesidades actuales de los municipios, con duración de 40 horas por 350 mil 207 pesos; y una prospectiva de programas federales y su aplicabilidad que consistiría en revisar la alineación de programas federales con municipios, con una duración de 80 horas por 550 mil pesos.
Tras considerar que había pruebas suficientes por parte del Ministerio Público, el Juez de Control lo vinculó a proceso, y fijó cuatro meses para el cierre de la investigación e impuso la medida cautelar de prisión preventiva.
Tarín García fue capturado en mayo de 2017 en la Ciudad de México, por autoridades estatales, en coordinación con autoridades de la capital del País.
El 28 de marzo de 2017, Tarín García intentó asumir funciones como legislador federal, pero no pudo hacerlo tras revelarse que existía una orden de aprehensión en su contra, por lo que se atrincheró por casi 30 horas en la oficina del fallecido diputado federal Carlos Hermosillo, quien a su vez murió el 20 de marzo en un accidente carretero en la vía corta Parral-Chihuahua, cuando a un tráiler se le desprendió un rin que impactó en la cabeza del legislador mientras viajaba en una camioneta con su familia.
En el nuevo proceso que enfrenta, es por el que el legislador Fernando Reyes Ramírez fue sentenciado en diciembre pasado a 3 años de prisión por el delito de peculado, pero con libertad.
Reyes Ramírez aceptó su culpabilidad en el desvío de 2 millones 420 mil pesos de las arcas estatales, al participar en la simulación de un contrato de prestación de servicios profesionales a favor de la empresa Bildung Consultoría Organizacional S&S S.A. de C.V., con la participación del empresario Iván Elí Sánchez Jasso.
En junio de 2017, durante una audiencia judicial, un ex servidor público y testigo protegido aseguró que César Duarte pagó un millón de pesos a cada diputado que votara a favor de la bursatilización de bonos carreteros por 25 años para obtener 6 mil millones de pesos.
En julio de 2016, con 23 votos a favor, 8 en contra y 2 ausencias, el Congreso de Chihuahua aprobó la bursatilización.
“Reyes Ramírez manifestó que recibió la cuantiosa cantidad como pago de un compromiso personal efectuado con el ex gobernador, César Horacio Duarte Jáquez, con la condición de votar en el Pleno del Congreso a favor de la bursatilización”, estableció la FGE cuando dio a conocer la sentencia.
El ex diputado fue detenido por policías de la Agencia Estatal de Investigación el 21 de junio de 2017, a través de una orden de aprehensión y, luego de ser presentando ante la autoridad judicial, con el pago de la fianza, se le concedió llevar el proceso en libertad condicionada.
“Debo declarar que el año pasado tuve una situación personal, familiar, complicada, que ciertamente me orilló a solicitar el apoyo del ex Gobernador del estado, un apoyo económico del ex Gobernador del estado”, dijo en junio en la audiencia realizada Reyes, quien es esposo de la también ex legisladora priista, Teporaca Romero.