Froylán Escobar
Agencia Reforma

CDMX.-Por fuera, su rostro evidencia sus 65 años de edad. Sin embargo, Álex Lora sigue sintiéndose como todo un jovencito, presumiendo una piel tersa, abundante cabellera y un amor extremo por el rock and roll.
“A mí siempre me ha valido madres la edad y todo eso. Ahora me siento exactamente como cuando empecé a rocanrolear hace 50 años. Hoy me siento con mucha más capacidad de involucrar a la raza en lo que estoy haciendo”, afirmó el intérprete de “Piedras Rodantes” en entrevista.
“El rocanrolero es adolescente toda su vida: sigue vistiéndose, actuando, reflexionando y viviendo de esa forma. Ahí están Los Beatles y Los Rolling Stones, que tienen más de 70 años y siguen siendo adolescentes”.
A lo largo cinco décadas de carrera, el cantante ha tenido que hacerle frente a estereotipos, problemas personales y hasta políticos, obstáculos que muchas veces pensó no poder librar.
Esos y otros retos serán descritos en un documental que National Geographic lanzará el 11 de noviembre a las 21:00 horas, como parte de su especial “Bios: Vidas que Marcaron la Tuya”.
Esta es la primera vez que abordan en un formato de este tipo la vida del rockero. Se trata de un episodio de dos horas dedicado a Lora y que estará conducido por el periodista Arturo Hernández.
Aquí se plasmará la visión política de Álex, su relación con su esposa Chela Lora y los lugares donde inició sus tocadas, entre otros temas.
Uno de los momentos más importantes del vocalista fue acudir hace poco al Reclusorio Oriente a convivir con los presos, momento que causó diversión y reflexión a los integrantes de El Tri.
“Este documental tiene mucha historia y material”, reconoció Lora durante la presentación del proyecto.
“Desde que estuvimos con NatGeo tuvimos la oportunidad de ir al Reclusorio Oriente y recorrer otros puntos, como la colonia Del Valle, la Roma y lugares donde fueron mis inicios”, comentó Lora.
Los testimonios corren a cargo de varios colegas y amigos del cantante, como Javier Bátiz, Armando Manzanero, Luis Kelly, Federico Rubli, entre otros.
“En la medida en que la raza participa conmigo, rocanroleando, y en la medida que se olvidan de sus broncas, se desahogan y se sienten libres. Así yo también me olvido de mis broncas y me siento libre.
“Eso, para mí, es una gran satisfacción, un agasajo y gran privilegio el hacer que otros se olviden de sus broncas con mi música”, sostuvo el artista.

ASÍ LO DIJO
“Los rocanroleros somos adolescentes toda la vida. Yo ahorita me siento igual que hace 50 años, como cuando empecé”.
Álex Lora, cantante.