Elementos de la Policía Estatal lograron auxiliar de manera oportuna a un menor de un año que presentaba problemas de salud, siendo trasladado a bordo de una patrulla hasta las instalaciones del Hospital General de Zona Número 2 del IMSS, en donde ya esperaban los especialistas.
Los hechos se registraron alrededor de las 21:30 horas de ayer, cuando policías estatales efectuaban sus labores de vigilancia por calles de la colonia Guadalupe Peralta, al desplazarse sobre la calle Urbanismo observaron que una persona de sexo masculino que llevaba a un bebé en brazos les hacía señas solicitando su intervención. Al detener su marcha para indagar lo sucedido, lograron conocer de voz de su tío, quien se encontraba a su resguardo, que repentinamente el menor comenzó a sentirse mal, presentando convulsiones y alta temperatura, sin embargo no contaba con los medios para trasladarse al hospital. De esa manera, los oficiales procedieron a abordarlos a la unidad, en donde se le brindaron al menor los primeros auxilios, controlando las convulsiones y evitar mayores daños durante el trayecto.
Fue así que con sirenas encendidas para agilizar el traslado, en cuestión de minutos llegaron al Hospital General Número 2 del Seguro Social, en donde el menor fue atendido a la brevedad.