Estamos “en pañales” en el combate de delitos cibernéticos; la legislación en México está sumamente atrasada y en cambio la comisión de hechos delictivos por esa vía crece sin cesar.

Al respecto, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (Canieti), José Luis Macías Barrón, dijo que el organismo a nivel nacional trabaja en propuestas que impulsará ante el Legislativo, pues es urgente avanzar en el tema.

En entrevista, estimó que quienes no han sufrido algún tipo de crimen cibernético es porque hacen todo cuanto sea necesario para estar bien protegidos en su uso de la red o bien, porque tienen tanta desconfianza que mejor se abstienen de un uso profuso de la tecnología.

Los primeros tienen que invertir mucho y casi siempre son las grandes empresas las que proceden así para blindarse de acciones delictivas; y los segundos, definitivamente están dejando de aprovechar el potencial de los medios electrónicos actuales.

En ese sentido, el profesionista dijo que Canieti trabaja en la creación de una Vicepresidencia de Ciberseguridad en todo el país; el modelo ya aplica en el organismo a nivel nacional y ahora se está implementando en las representaciones estatales.

Uno de los objetivos principales es tratar primero en el orden federal y luego en el local que se legisle sobre el tema, porque cada vez son más los delitos cibernéticos que se consuman y afectan a la ciudadanía y como la legislación está atrasada, se catalogan éstos en el fuero común.

“Es totalmente inconveniente porque hay infinidad de delitos que no se cometen en la entidad y a veces ni siquiera en el país, esa es la característica del cibermundo, y entonces un catálogo de delitos del fuero común no les alcanza”.

Comentó que la necesidad es imperiosa y para ello será indispensable trabajar en conjunto con todos los entes, desde el Gobierno en sus tres instancias, entidades de seguridad, áreas de inteligencia y toda esa parte para articular el sistema y luego proceder de lo federal hacia lo local.

Será un trabajo arduo y requiere de mucha especialización.

“Hay capacidad para hacerlo, hay modelos que servirán de experiencia para afinarlos y adecuarlos al contexto de la legislación nacional; por supuesto, se tiene una necesidad urgente de avanzar en este tema y garantizar protección a quienes están sufriendo delitos cibernéticos en su contra”.

¡Participa con tu opinión!