José de Jesús López de Lara

El municipio de Jesús María fue escenario de otra agresión armada, cuando sujetos desconocidos que viajaban a bordo de una motocicleta, intentaron ejecutar a dos hombres que estaban platicando afuera de una casa en el fraccionamiento Loma Alta.
Una de las víctimas quedó muerta en el lugar de los hechos, tras recibir un balazo en la cabeza, mientras que su acompañante resultó herido de tres balazos.
Esta nueva ejecución se registró el viernes a las 23:15 horas, en la calle Carlos de Luna en el fraccionamiento Loma Alta, en el municipio de Jesús María.
El hombre que fue asesinado a balazos, fue identificado como Gerardo, de 30 años, con domicilio en el fraccionamiento Chicahuales I, en el municipio de Jesús María.
Mientras que el herido es un joven de nombre Érick Federico, de 19 años, con domicilio en la misma calle Carlos de Luna, en el fraccionamiento Loma Alta.
De acuerdo a las primeras investigaciones que realizan agentes del Grupo Homicidios de la PME, ambas víctimas estaban platicando en el exterior de una vivienda, cuando llegaron dos sicarios a bordo de una motocicleta y comenzaron a dispararles.
Tras ver caer a sus víctimas, los sicarios escaparon con rumbo al fraccionamiento Chicahuales I.
Hasta la escena de la ejecución llegaron policías preventivos de Jesús María y policías estatales, además de agentes del Grupo Exterior “Jesús María” de la PME, quienes implementaron un operativo por toda la zona en busca de los agresores, pero no se logró dar con su paradero.
En el lugar donde quedó el cuerpo de Gerardo, llegó la ambulancia ECO-336 del ISSEA, además de peritos criminalistas de la Dirección de Investigación Pericial, agentes del Grupo Homicidios de la PME y el agente del Ministerio Público de Hospitales, quien encabezó las investigaciones.
Cabe destacar que familiares de Érick Federico, quien presentaba dos balazos en la pierna izquierda y uno en el brazo derecho, lo trasladaron a recibir atención médica a la ciudad de Aguascalientes, a bordo de una camioneta pick up, color blanco.
En la avenida Universidad y cruce con avenida Aguascalientes Norte, interceptaron a la patrulla 0964-B1 de la SSPM del Destacamento “Pocitos” y pidieron apoyo a los policías preventivos.
Al percatarse de la situación, escoltaron a la camioneta, con torreta y sirena encendida, hasta un hospital de la ciudad.

¡Participa con tu opinión!