Con la finalidad de fortalecer los lazos de sangre, integrantes de la familia Serna Villalobos sostuvieron un emotivo encuentro, en el cual pudieron compartir una maravillosa tarde.
Para dar gracias a Dios por esa unidad familiar, todos participaron de la Santa Misa, la cual se llevó a cabo en el Santuario de Nuestra Señora del Rosario.
Más tarde, en un conocido restaurante del Centro de la ciudad, la familia se reunió para departir armoniosamente, en cuya celebración que se prolongó por varias horas, compartieron gratas experiencias familiares.