Por poco mueren ahogadas dos menores de edad, que de manera imprudente se metieron a nadar a un bordo de agua sin contar con la supervisión de una persona adulta.
Por fortuna, sus gritos de desesperación fueron escuchados por una vecina quien logró rescatarlas ilesas.
Fue ayer por la tarde cuando se recibió un reporte en los servicios de emergencia, donde se indicaba que dos jovencitas se habían metido a nadar a un bordo de agua ubicado en la comunidad de Ciénega Grande, municipio de Asientos.
El reporte fue atendido de inmediato por policías municipales de Asientos y de la Policía Estatal, aunque afortunadamente cuando llegaron a los hechos, ya las dos menores habían salido a la superficie.
Fue una joven de 18 años de edad, vecina de la comunidad La Frontra, quien ya había logrado rescatar ilesas a las jovencitas identificadas como Alejandra, de 9 años de edad y Zuleima Berenice, de 17.
Ambas fueron a su vez, auxiliadas por los oficiales, debido a que presentaban una crisis nerviosa por lo ocurrido.
Posteriormente fueron atendidas por paramédicos del ISSEA, quienes las trasladaron al Centro de Salud ubicado en la comunidad de Villa Juárez, únicamente para su valoración.