Un peligroso “jaulero” que operaba en el oriente de la ciudad, fue capturado por policías preventivos del Destacamento “Terán Norte”, después de cometer un robo en un domicilio ubicado en el fraccionamiento Mirador de las Culturas y de donde logró obtener un botín valuado en 100 mil pesos aproximadamente.
Quien ya se encuentra bajo investigación en la Unidad Especializada en Robos a Casa-Habitación y Comercios de la FGE, es un sujeto identificado como Miguel Ángel, de 29 años.
La captura de este delincuente se registró el viernes aproximadamente a las 12:00 horas, cuando habitantes de la calle Cultura Yumana, en el fraccionamiento Mirador de las Culturas, habían detectado a un sujeto brincando hacia el interior de una vivienda que en esos momentos se encontraba deshabitada.
Varias patrullas del Destacamento “Terán Norte” de la SSPM se trasladaron a la dirección señalada y lograron sorprender y capturar a Miguel Ángel, en los momentos que iba saliendo de la vivienda y llevando varios objetos envueltos en una sábana.
Cuando el sospechoso detectó las unidades policiacas intentó escapar corriendo, pero fue de inmediato arrestado y esposado.
A este individuo le fueron asegurados dos pantallas de televisión de 32” y 42”; una consola de videojuegos Xbox One; 4 controles para videojuego Xbox One; una consola de videojuegos Play Station 4; 3 controles para videojuego Play Station 4; un reproductor DVD para automóvil con pantalla de 10″.
Asimismo una tablet, cuatro teléfonos celulares, un autoestéreo, una computadora laptop y otro reproductor DVD para auto.
De igual forma, fueron recuperados una consola para videojuegos Play Station 2, una consola de videojuego Play Station One, un reproductor DVD, un par de tenis, una máquina para corte de cabello, 12 videojuegos para Xbox One y Play Station 4, una cámara fotográfica, un módem para televisión de paga, un anillo de metal amarillo, 6 cadenas de metal en blanco y 11 mil 200 pesos en efectivo.
El detenido ya se encuentra bajo investigación por parte de agentes del Grupo Anti-Robos de la PME, a fin de establecer si se encuentra involucrado en más robos domiciliarios.