Elementos de la Policía Municipal de Aguascalientes, confirmaron el hallazgo de un esqueleto humano en el Río San Pedro, a la altura del fraccionamiento Los Barandales.
Los hechos se suscitaron cuando Francisco, un trabajador que cruza todos los días ese camino para realizar sus actividades, observó a distancia lo que parecían ser huesos, percatándose, conforme avanzaba, que efectivamente se trataba de un cadáver.
Por lo anterior, dio parte a los cuerpos de emergencia, indicando que había encontrado una osamenta, posiblemente humana, por lo cual solicitaba la presencia de uniformados.
Así, los oficiales arribaron al lugar minutos después, corroborando que a la orilla de este cauce se encontraba el esqueleto de una persona.
Tras el hallazgo, los uniformados acordonaron el área como primeros respondientes, solicitando enseguida la presencia de servicios periciales, quienes se hicieron cargo del cadáver para la investigación correspondiente.
Cabe destacar que al momento de la intervención policíaca se desconocía el sexo de la persona encontrada, lo que se podrá saber tras el estudio forense.
El cadáver será sometido a la necropsia de ley para determinar la causa exacta de la muerte, tiempo aproximado del deceso, edad y estudios radiológicos, además se realizará la sexificación genética y estudios químicos complementarios, labores que correrán a cargo de la Dirección de Investigación Pericial.