En un duelo madrugador para la gente de México, este sábado a las 6 am se jugará la edición 236 del clásico español, un enfrentamiento que va más allá de la cancha y en el cual, los mejores futbolistas del mundo, y también los más caros, se enfrentan para imponerse ante su más grande rival.
Barcelona y Real Madrid, los equipos más ganadores de España, protagonizan el duelo más esperado de la temporada, y esto debido a que sólo cuatro países no transmitirán el juego, los cuales son Mongolia, Corea del Norte, Malta y Papúa Nueva Guinea, de ahí en fuera, todo el resto del mundo estará pendiente de lo que pase en el Santiago Bernabéu, en lo que corresponde a la jornada 17 de ‘La Liga’.
El equipo catalán llega a este juego como líder absoluto de la competencia, con 42 puntos y una ventaja de 11 tantos ante los merengues, que se ubican en la cuarta posición, teniendo en cuenta que los blancos tienen un partido pendiente.
En la presente temporada, ya han jugado 3 veces estos equipos, uno amistoso en Miami con un triunfo de Barcelona 3-2, y los dos juegos de la Supercopa de España, ambos, con victorias de Real Madrid. Es por eso que Ernesto Valverde, técnico del Barça, necesita tomar revancha de lo sucedido a mitad del año y demostrar que es el técnico capaz de llevar al Barcelona a ganar títulos.
El Real Madrid, por su parte, ha ido mejorando en sus últimos juegos, después de un inicio con varios tropiezos en liga y Champions, parece ser que Zidane ha acomodado de gran manera a sus jugadores para evitar resultados negativos. Los merengues, de igual modo, llegan motivados al clásico, luego de renovar su título como campeones del mundo, hecho que sucedió la semana pasada al vencer al Gremio de Porto Alegre en la final del Mundial de Clubes, sin duda, regresar a casa con un nuevo título hará que la afición y los jugadores tengan el aspecto anímico de su lado.
La posible alineación de Zidane, podría ser con la que jugó la final ante Gremio, utilizando a Isco como creador detrás de Benzemá y Cristiano, ya que Bale parece no estar al 100% para este juego. En la defensa, ningún cambio, con su clásica línea de 4 con Carvajal, Ramos, Varane y Marcelo, y en la media, también su típica línea de Casemiro, Kroos y Modric.
Por parte del Barça, Valverde ha cambiado el estilo de juego en varias ocasiones debido a lesiones, las más importantes, la de Dembélé y Rafinha, que prácticamente regresarán hasta el próximo año; y recientemente las lesiones de Umtiti, Alcácer y Deulofeu, hace cambiar totalmente el parado de los blaugranas. Debido a esto, en los últimos encuentros ha practicado un 4-4-2 con Alba, Piqué, Vermaelen y Roberto en la defensa, una media con Busquets, Rakitic e Iniesta, y haciendo labor de mediocentro y punta a la vez, Paulinho podría ser la clave para el Barcelona, junto a Messi y Suárez.
No cabe duda, que este partido será muy atractivo a vísperas de las vacaciones de navidad y año nuevo. Con este encuentro, Real Madrid y Barcelona terminan un 2017, obviamente con más alegrías para los blancos, ya que lograron conseguir 5 de 6 posibles trofeos, mientras que Barcelona, buscará cerrar de manera positiva el año con una posible victoria para iniciar el 2018 lleno de muchos retos por cumplir.