Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CDMX.- Por fin, su turno. Andrés Manuel López Obrador asume hoy la Presidencia de México tras doce años de intentarlo.
En la historia de las alternancias presidenciales, López Obrador será el primer Presidente surgido de un partido de izquierda como Morena. Será el mandatario más longevo, con 65 años, y también el primero en la historia oriundo de Tabasco.
AMLO, como se le conoce, tomará las riendas del Gobierno federal con una nueva estructura gubernamental que empodera a la Presidencia y sostiene una nueva figura de control en los estados, los superdelegados, quienes fungirán como representantes presidenciales en las entidades, definiendo el centralismo que caracterizará a su gestión.
De acuerdo con sus colaboradores, el nuevo Presidente de México tiene ya listas las acciones que anunciará y emprenderá durante los primeros 100 días de Gobierno. Tan solo en diciembre pondrá las primeras piedras de proyectos estratégicos de su gestión: la Refinería de Dos Bocas, el Tren Maya y la reconfiguración de la Base Aérea Militar de Santa Lucía en Aeropuerto comercial.
Desde el arranque, tomará personalmente en sus manos el control de la estrategia de combate el crimen y sesionará todas las mañanas, a primera hora, con mandos militares y civiles.
La banda presidencial le será impuesta a las 11:00 horas, por un viejo compañero suyo, el diputado Porfirio Muñoz Ledo quien la recibirá de manos del saliente Presidente Enrique Peña. AMLO dará un discurso donde delineará los rasgos de su gobierno que, en sus palabras, promoverá la Cuarta Transformación de México.
Tras la ceremonia en el Congreso, López Obrador acudirá a Palacio Nacional -su próxima residencia- y ofrecerá una recepción a invitados especiales, incluidos mandatarios, empresarios y líderes sociales.
Después, ante decenas de miles de personas congregadas en el Zócalo, recibirá el bastón de mando de pueblos indígenas y dirigirá un discurso.
Andrés Manuel López Obrador tiene su turno en la Presidencia tras haber ofrecido punto final a los corruptos, de nombrar un consejo asesor con banqueros y dueños de televisoras, algunos de los cuales consideraba como miembros de “la mafia del poder”, y de proponer a las Fuerzas Armadas que encabecen la estrategia de combate al crimen, a través de la Guardia Nacional.
Para cumplir sus principales promesas de campaña, como los apoyos económicos a jóvenes, ancianos, estudiantes y discapacitados, el tabasqueño se ha planteado generar ahorros en el gasto por 500 mil millones de pesos al año, además de desterrar los actos de corrupción en las compras públicas.