PUEBLA, Pue.- Los Toros de Tijuana se pusieron a un paso de conquistar la primera corona de su historia de cinco años en la Liga Mexicana de Beisbol, luego de derrotar este viernes a los Pericos de Puebla, 4-0, en el tercer choque de la Serie del Rey, celebrado en el Parque de “Hermanos Serdán”.
Aunque los peloteros de los Toros casi no durmieron a causa del nerviosismo por el sismo que estremeció Puebla poco antes de la media noche del viernes, estuvieron concentrados ante la serpentina del abridor y derrotado Josh Outman, que se esmeró, pero su esfuerzo no fue suficiente.
Su rival de montículo, Horacio Ramírez, realizó una apertura de gran calidad. Navegó hasta la octava entrada con 72 pitcheos y se aprovechó de la desesperación de los Pericos, como lo demuestra el que Ramírez no ponchó a ninguno y con esa baja cantidad de lanzamientos sacó 23 outs.
Aunque ahora el relevo intermedio no fue determinante, la actuación del abridor de los verdes no cumplió con el plan de llegar a la séptima entrada, pues el zurdo Josh Outman explotó en la sexta, cuando los Toros timbraron su cuarta anotación.
En ese rollo, Alex Liddi recibió boleto, avanzó a segunda con sacrificio de Isaac Rodríguez, a tercera por wildpitch y anotó con sencillo de José Guadalupe Chávez, último adversario que enfrentó el llamado “Hombre out”, que dejó el partido con cinco entradas y un tercio de trabajo, lapso en el que toleró seis imparables, cuatro carreras (tres limpias), dio cuatro boletos y ponchó a cinco.
Tras colgar tres ceros en gran forma, Outman admitió la primera anotación en la cuarta, sin que los Toros pegaran de hit. Comenzó con pelotazo a Cyle Hankerd y, tras ponche a Jorge Cantú, la casa se le llenó a Outman con base a Dustin Martin y pifia del inicialista Nate Friedman a rola de Isaac Rodríguez. Hankerd anotó la carrera de la quiniela cuando Liddi bateó rodado caliente que el camarero Héctor Garanzuay atrapó lanzándose a su derecha, compuso la figura y forzó en segunda a Rodríguez.
En la quinta los tijuanenses timbraron dos cuando, con uno fuera, Roberto López conectó bambinazo sobre la verja izquierda, para su cuarta producida de la serie. Corey Brown siguió con sencillo, se sobó la intermedia y tras base a Hankerd y rola de Cantú al torpedero que pudo ser para una doble matanza, pero que sólo quedó en out forzado en segunda, Dustin Martin bateó hit productor al bosque derecho.
Horacio Ramírez despachó con la mano en la cintura los primeros seis episodios (el primer hit lo toleró en la quinta entrada con dos outs). Incluso, tras colgar la cuarta argolla, sólo había realizado 32 disparos al plato.
En la octava, tras dar boleto a Alberto Carreón (con su pitcheada 72), el lanzador de doble nacionalidad fue relevado por Juan Sandoval, quien terminó. Ramírez lanzó siete entradas y dos tercios con serpentina de cinco incogibles y dos pasaportes. El cuarto choque del compromiso se jugará este sábado a las 16:00 horas.