En el marco de las festividades del “Día de Muertos”, el Colegio de Ciencias y Humanidades (CCH), llevó a cabo un terrorífico festival con la participación del alumnado en general.
Las instalaciones de dicha institución educativa se transformaron en recintos de terror, donde los alumnos encabezaron visitas guiadas, al mismo tiempo que contaban al público asistente, leyendas realmente espeluznantes.
Con gran creatividad, los jóvenes ambientaron los salones donde se llevó a cabo dicho recorrido, además de portar atuendos alusivos a los personajes de las historias y disfraces que causaron miedo entre la concurrencia.
Asimismo, fomentaron las tradiciones mexicanas, al montar un espectacular altar de muerto que logró cumplir con todos los elementos, el cual fue apreciado por los visitantes que no dudaron en tomar fotografías del mismo.
Cabe destacar que las familias disfrutaron el buen ambiente que perduró de principio a fin, en medio de una convivencia tipo kermés que se llevó a cabo al final del recorrido.